La dieta más barata para bajar de peso

Siempre es el mismo truco, dietas, y tratamientos caros para reducir tallas, cuando las soluciones las tenemos a la mano y a un costo muy bajo.

Además de su efecto de saciedad y su función como principal sustancia depurativa del organismo, estudios recientes constatan que un aporte de agua extra a las recomendaciones de ingesta diarias, previene la retención de líquidos y ayuda a gastar más calorías durante el día.

El agua es un nutriente esencial que constituye más de la mitad de la masa corporal total (el 60 por ciento en el hombre adulto y el 54 por ciento en la mujer).

De hecho, el cuerpo de un bebé prematuro está formado por un 80 por ciento de agua, porcentaje que disminuye con la edad y que llega hasta al 45 por ciento del peso corporal total en las personas mayores, informó el sitio alimentacion-sana.com

El agua tiene efectos benéficos para el cuerpo humano, como bajar de peso, según un estudio realizado por el doctor Michel Boschmann, jefe de investigaciones en el centro de investigación clínica de la Universidad de Medicina Charité de Berlín.

El investigador se utilizó a sí mismo y a otros compañeros como conejillos de indias: tomaron agua con el estómago vacío, medio litro, y descubrieron que este líquido en ayunas estimula, por peso y temperatura, un reflejo hepático que activa el sistema nervioso simpático y predispone al cuerpo a un mayor rendimiento físico y mental. La investigación indicó que lo ideal es beber de 1.5 a 2 litros (seis a ocho vasos), diariamente.

¿Por qué el agua ayuda a mantener o reducir el peso y combatir la obesidad?

Cuando se toma suficiente agua en ayunas, el primer efecto es el ya descrito por Boschmann. En segundo lugar, el cambio de temperatura obliga al cuerpo a gastar calorías para compensar esa alteración térmica, y se traduce en pérdida de peso. Lo anterior, siempre y cuando se acompañe de un plan integral: dieta y ejercicio.

Asimismo, beber agua fría tonifica. Y el agua caliente ayuda a aliviar la gastritis crónica y los cólicos.

Por otro lado, someterse a sesiones de hidroterapia permite bajar de peso. De acuerdo con el sitio aperderpeso.com algunas técnicas usadas en la hidroterapia son especialmente útiles para estimular el metabolismo.

Esto es una gran ventaja para adelgazar, ya que de esta manera se mejora notablemente la asimilación de los alimentos, al mismo tiempo que se favorece la eliminación de toxinas y provoca un efecto desintoxicante muy beneficioso para todo el organismo, que además contribuye a evitar la formación de grasas.

Otra forma que la hidroterapia nos puede servir para adelgazar es activando la circulación y el sistema endocrino, esto logrará un mejor transporte de oxigeno y nutrientes a cada una de las células de nuestro cuerpo, a la vez que se eliminarán los residuos tóxicos del organismo mucho más fácilmente.

Otra forma de aprovechar los beneficios de la hidroterapia es realizando baños de vapor, o sauna. El vapor provoca una sudoración excesiva y en el proceso nuestro organismo se desprende de toxinas.

Fotos y texto cortesía de De10.mx