Madame Tussauds revela las réplicas en cera del príncipe Guillermo y Catalina

El museo de cera londinense Madame Tussauds reveló hoy dos réplicas en cera de los duques de Cambridge, el príncipe Guillermo y su esposa Catalina, que se prevé serán la principal atracción para los visitantes.

(foto cortesía elsoldelaflorida.com)

La pareja real fue inmortalizada en cera a partir de las fotografías tomadas en el momento del anuncio de su compromiso en el palacio de Saint James’s de Londres, en otoño de 2010.

Así, el príncipe viste una reproducción del traje de Gieves y Hawkes que llevaba aquel día y aparece con las manos unidas delante suyo, de pie junto a su esposa.

Catalina, por su parte, sonríe ampliamente y luce el famoso vestido de seda azul de la diseñadora brasileña Daniella Issa, que la modista reprodujo en exclusiva para el museo, así como una copia del anillo de compromiso, con zafiros y diamantes, que perteneció a Diana de Gales.

Ambas estatuas se exponen en una recreación de la sala del trono, junto a las figuras de la reina Isabel II, el duque de Edimburgo, la fallecida Diana de Gales -madre de Guillermo y el príncipe Enrique, también representado- o la duquesa de Cornualles, Camila, esposa del príncipe Carlos.

“Hemos recreado la escena del compromiso, la rueda de prensa en la que aparecen un poco nerviosos pero muy felices, exactamente lo que queríamos transmitir”, explicó Louis Wiltshire, escultor de la cabeza de la reproducción de Catalina.

Para elaborar ambas réplicas hizo falta una treintena de personas, que trabajaron durante cuatro meses en el vestuario, el diseño de las formas, la pintura de la cabeza y de los ojos y la reproducción del pelo.

Las cabezas fueron la parte más laboriosa, puesto que hubo que recrearlas en cera y plástico antes de su fabricación en cera, un trabajo que requirió alrededor de cinco semanas.

Desde que Guillermo y Catalina anunciasen su compromiso, se multiplicaron las peticiones de los visitantes de esta conocida atracción de Londres para que el museo incluyese a ambos en su colección.

Liz Edwards, portavoz de Madame Tussauds, espera que el interés por las figuras de la pareja real supere incluso al que despierta la estatua de Isabel II.

“La Reina es la atracción más popular pero desde que comenzó la fiebre por la boda real aumentaron las personas que venían a ver al príncipe Guillermo, que estaba sin Catalina”, explicó Edwards.

La duquesa de Cambridge “es una estrella en sí misma, así que esperamos que venga mucha gente a verla, especialmente durante la Semana Santa”, añadió la portavoz. EFE