¡Ese no es un buen lugar para dormir!

Pobre gatito, terminará siendo parrilla gatuna…