La confesión de una atleta: “Hay mucho sexo en la Villa Olímpica”

 

La guardameta de la selección estadounidense, Hope Solo, ha confirmado lo que todo el mundo sabía, pero que pocos se atreven a contar en público. “En la Villa Olímpica hay mucho sexo, un montón de sexo. Hay emociones que se viven sólo una vez en una carrera y se desea conservar el recuerdo. Y ocurre lo mismo en el deporte que en el sexo…”, aseguró a Espn.

A su juicio, los atletas “no tienen medias tintas. Cuando se entrenan, lo hacen a tope; cuando beben, no tienen límite y ya se pueden imaginar el resto… En Pekín 2008 vi a gente hacer sexo al aire libre, en la hierba, entre los edificios. Si no son disciplinados, hay cosas que pueden ser molestas en la Villa”, concluyó la bella Hope.

Con información de SPORT