Richard Gere y Susan Sarandon, decepcionados con Obama

Reuters

El espíritu pacífico de un budista llamado Richard Gere y el activismo apasionado de Susan Sarandon han coincidido hoy en Festival de San Sebastián (norte de España) a la hora de mostrar su decepción por los cuatro años de legislatura del presidente de Estados Unidos, Barack Obama.

Con las elecciones presidenciales fijadas para el 6 de noviembre y con Mitt Romney como candidato republicano, ha sido inevitable preguntar a dos estrellas de Hollywood como Susan Sarandon y Richard Gere por sus intenciones de voto, más aún cuando han presentado una película tan política como “Arbitrage”, con la que han inaugurado el festival.

“Por supuesto que estoy decepcionado con Obama, pero no tanto como para votar al otro bando. Creo que ahora Obama tiene la oportunidad de ser el presidente que queríamos que fuera cuando lo elegimos hace cuatro años”, ha explicado Gere en una entrevista con varios medios españoles e internacionales.

“Soy consciente de que ha tenido una oposición que, en bloque, ha dicho que no a muchas de sus propuestas, pero ahora eso puede cambiar”, ha dicho el protagonista de “Pretty Woman” y “An Officer and a Gentleman” y quien, de paso, ha aprovechado para ahondar en su causa añeja: la de la opresión China sobre el Tíbet.

“China es el país más restrictivo del mundo actual. Invierte más dinero en vigilancia que en el Ejército. Tienen mucho miedo de la libertad de expresión, porque es lo más importante para el hombre”, ha explicado.

Susan Sarandon, la mujer que pidió en 1993 al Gobierno de su país en plenos premios Óscar la acogida de los haitianos enfermos de sida aislados en la base norteamericana de Guantánamo, también ha mostrado su decepción con Obama, “que no se ha rodeado de la gente adecuada, que no ha sido lo suficientemente luchadora”, según ella, aunque ha decidido “ser optimista pase lo que pase”.

“En los últimos meses, todas las elecciones que ha habido en Estados Unidos han sido ganadas por aquel que tenía más dinero”, ha reconocido, aunque espera que Obama se imponga al republicano Mitt Romney no sin antes advertir: “Aluciné cuando George Bush ganó por segunda vez, y ya había alucinado bastante cuando ganó la primera. Creo que no soy la más adecuada para prever resultados políticos”.

“El mundo tiene que despertar y tomar sus responsabilidades, pedir justicia”, ha proseguido. “Si todo se está desmoronando, creo que es un gran momento para reconstruirlo de una manera mejor. Recuperar la democracia, que no sea el dinero el que gobierne todo”, ha concluido.

EFE