Carlos Julio Peñaloza: Máquinas tramposas

CARLOS JULIO PEÑALOZA

Las maquinas de votación se usan solo en países atrasados en los cuales el fraude es corriente y aceptado, como Venezuela. Este artículo contiene una proposición legal para sacudirnos esa peste.

En ningún país avanzado del mundo se utilizan computadores para ejercer el derecho del voto, solo para la totalización, luego de un conteo manual. Estas maquinas no son utilizadas por la facilidad que presentan para cometer fraude, la diversidad de formas de perpetrarlo y la dificultad para probarlo. Solo países como Venezuela, Macedonia y Ukrania los han empleado generando reportes de fraudes. La decisión de usarlas en Venezuela se tomó arbitrariamente, sin realizar una consulta popular para determinar el nivel de aceptación de esta medida trascendental. Esto hace esta decisión irrita. Por fortuna existen medios constitucionales para derogarla. Los artículos 70 y 71 de la Constitución establecen el procedimiento de referendo consultivo aplicable en este caso.

 

Esta materia es de especial trascendencia nacional y como tal debe ser sometida a referendo consultivo para dirimir pacíficamente que debe hacerse con el voto electrónico. De acuerdo con el articulo 184 de la Ley Orgánica del Sufragio ” El CNE, dentro de los treinta (30) días siguientes a la presentación de la convocatoria correspondiente, verificará el cumplimiento de los requisitos de Ley, y se pronunciará fijando el día, en el cual deberá celebrarse el Referendo, señalando claramente la pregunta o preguntas propuestas que ha de responder el Cuerpo electoral convocado. En todo caso, la fecha para la celebración del Referendo deberá fijarse entre los sesenta (60) y los noventa (90) días siguientes a la presentación de la solicitud respectiva ante el Consejo Nacional Electoral.” En otras palabras si la convocatoria se presentara a mediados de noviembre el CNE podría convocar a referendo entre mediados de diciembre 2012 y abril del próximo año. Teóricamente es posible hacer el referendo conjuntamente con las elecciones del 16-D, si se cumplen rápidamente las exigencias legales.

 

Pese a los esfuerzos del CNE, MUD y Grupo La Colina para convencer a la población que el fraude es imposible y que el sistema electoral es perfecto, los resultados están a la vista. Si se hiciera una encuesta sobre la existencia o no del fraude estimo que quienes defienden la tesis de la no-trampa quedarían en evidencia. La duda es de tal magnitud que de no hacerse algo pronto se deslegitimaría el sistema electoral, lo cual puede conducir a situaciones peligrosas para la paz social. Para evitar este escenario es necesario que los votantes registrados sean convocados a un plebiscito para dirimir legalmente el asunto.

 

Algunas ONG y personalidades publicas están tomando acciones ante el problema. La ““Declaración de Caracas” publicada recientemente advierte que en las  elecciones del 7-O, los electores fuimos coaccionados para votar por el Gobierno cuando este impuso sin consulta y a la fuerza el uso de las máquinas capta huellas. Esta es una clara violación a los derechos humanos. Otras ONG trabajan en una impugnación legal al resultado electoral tanto a nivel nacional como internacional.

 

Dado que la conflictividad social va en aumento propongo públicamente la idea de realizar un referendo consultivo para decidir sobre si debe o no restituirse el voto manual. Esto puede lograrse mediante la presentación de al menos 10% de las firmas de los electores inscritos ante el CNE. Para un REP compuesto por mas de 18 millones de electores, ese porcentaje equivale a 1 millón ochocientas mil firmas. La lista Tascón tenía poco mas de 3 millones y medio de votos. Muchos de esos firmantes estarían dispuestos a firmar de nuevo sin temor a represalias del gobierno. Esta es una meta facil aprovechando  la movilización electoral que se realizara para la elección de gobernadores.  En todo caso debe exigirse al CNE que el voto y el conteo durante el referendo propuesto se haga en forma manual. Si no se hace así…. ya sabemos!

 

Este planteamiento busca abrir públicamente la discusión sobre el tema. Agradezco enviar cualquier opinión y observación sobre esta idea al correo electrónico [email protected] Si la iniciativa tiene acogida popular empezaríamos a recoger firmas lo antes posible.