Sexo en el trabajo alimenta tu autoestima

Foto: Archivo

Texto: carrieserena.com

“Tener sexo con alguien del trabajo beneficia seriamente la salud” –podría leerse en las paredes de las empresas en un futuro no muy lejano. Aumenta la productividad, favorece nuestra autoestima, nos hace más creativos, más imaginativos y aunque cueste creerlo, en el caso de que contemos con pareja estable, esta pequeña travesura puede terminar reforzando nuestra relación. “Llevaba tiempo tonteando con Jaime, el jefe de recursos humanos.

En la última cena de empresa me llevó a casa en su coche y lo hicimos por el camino, como animales. Aunque no se ha vuelto a repetir, desde ese día llego a la oficina con otra predisposición, porque la sola idea de que vuelva a ocurrir, me sirve de motivación” –me contaba no hace mucho mi amiga Silvia. Las cosas en este terreno han cambiado mucho y si bien hace una década algunas empresas prohibían las relaciones íntimas entre el personal, hoy en día parece que se ha levantado la veda. Pero, si de verdad has decidido dar el paso y vivir un affaire en el despacho, hay algunas cosas que debes de saber.

Fantasías recurrentes
Es precisamente en el contexto laboral donde tienen lugar algunas de las fantasías eróticas más extendidas. Si sabes qué es lo que calienta a tus compañeros, podrás abonar el terreno de cara a una posible aventura. ¿Cuáles serían estas recreaciones sexuales?

Para seguir leyendo, pulsa aquí.