Gustavo Coronel: Se acentúa el derrumbe físico y moral venezolano

ARCHIVO

Por apenas 20 días he estado desconectado de Venezuela y al re-conectarme me asombran las evidentes señales de su derrumbe físico y moral. Agarro al vuelo noticias como estas:

Diosdado Cabello argumenta – como incentivo  electoral -  que los gobernadores del régimen tendrán más acceso a los recursos del Estado que los gobernadores de la oposición. Esta es una actitud franca y abiertamente hamponil,

Venezuela ha sido nombrada miembro del Consejo de Derechos Humanos de la ONU. De manera paradójica un régimen forajido, alineado con asesinos y terroristas, experto en violación de derechos humanos, logra entrar a ese organismo internacional a “defender” estos derechos,

Unas mujercitas de deleznable reputación, la tal Rosita y una a quien mientan la Diosa se encuentran en el tope de la popularidad y notoriedad, eclipsando a las mismas fosforito, Maripili y  Eva Golinger. Hasta parece ser que Rosita es ahora Secretaria de Derechos Humanos de un partido llamado PODEMOS, liderado por el sinverguenza de Didalco Bolívar. En otra vena Lila Morillo declara que admira profundamente a…. Lila Morillo y Pastor Maldonado dice que el país debe estar “orgulloso de su noveno puesto en la carrera de USA”, un noveno puesto que nos cuesta $50 millones.

Continua un proceso de mediocrización política en base al cual el país democrático se desdibuja y algunos de sus miembros comienzan a lanzar dentelladas contra otros. He leído dos artículos de Rafaél Poleo y del general Carlos Peñaloza que  ilustran esta creciente actitud canibalística y, en mi opinión, suicida. Parece darse el caso de que ni el régimen ni la oposición parecen acariciar objetivos de grandeza sino de logro de ventajas tribales.

Seguimos  en caida libre. El hecho de que no somos los únicos, Argentina es otro ejemplo patético, no debería ser consuelo para nadie. Estamos perdiendo nuestra razón de ser y en ese terreno cualquier cosa puede suceder.