¡Insólito! Por querer alargarse el pene… Lo perdió

Archivo

Aconsejado por sus amigos, un hombre tailandés de 50 años se infiltró óleo del tipo oliva a su miembro para agrandarlo. Pero esta práctica muy habitual pero no aprobada en el país asiático terminó en infección y los médicos debieron extirparle los genitales.

Esta práctica es muy habitual en el país asiático, y por esto el ministerio de Salud tuvo que alertar a la sociedad de este país, dando a conocer el último caso de este hombre que utilizó el método de infiltración.

La práctica, que también puede implicar incluso parafina, de silicona o cera de abeja, es común en Tailandia y un hospital de Bangkok informa que 40 pacientes al mes recibieron tratamiento debido a los efectos secundarios que causan este tipo de “terapias”.

La infección resultó ser cancerosa y precisó de una cirugía urgente mediante la cual los médicos se vieron obligados a extirparle los genitales.

Según un portavoz del Hospital de Bangkok esta intervención ha sido “la cirugía genital más grande que nunca hemos hecho, y fue necesaria en vista del estado que presentaba el cáncer”.

Para leer la noticia completa haga click aquí: DiarioVeloz.com