Venezuela tiene la peor democracia de la región

El país presenta el índice más deteriorado de toda América Latina, mientras que Costa Rica, Chile y Uruguay obtuvieron la mejor calificación de un estudio de la fundación Konrad Adenauer, publica Infobae.

 

El informe, elaborado por la fundación alemana Konrad Adenauer y la consultora argentina Polilat, revela que hay un cambio de rumbo de la curva de desarrollo democrático latinoamericano, que muestra un crecimiento gracias al avance en la dimensión de los derechos políticos y las libertades civiles.

El ranking posiciona en los primeros puestos a Costa Rica, Chile y Uruguay como los países con mayor índice de desarrollo, mientras que Venezuela, Ecuador y Nicaragua presentan un desarrollo mínimo.

En el medio, se encuentran Perú, Argentina, México y Brasil. Con baja nota, quedan Republica Dominicana, Guatemala, Bolivia, Honduras, Paraguay, Colombia y El Salvador.

En total, se analizaron 18 países y se tuvieron en cuenta indicadores como condicionamiento de libertades y derechos por inseguridad, género en el gobierno, participación de los partidos políticos en el Poder Legislativo y la percepción de la corrupción.

De acuerdo con el estudio, Argentina y Brasil experimentaron un ascenso en su calificación en comparación con el año pasado. Un caso llamativo es Chile, que si bien está ubicado entre los mayores puntajes, sufrió un leve retroceso.

Venezuela, el país con peor calificación democrática

El país gobernado por Hugo Chávez no sólo se ubica último en el ranking de Konrad Adenauer, sino que además registró una caída, pasando de un puntaje de 2,469 puntos a 2,418.

El informe indica que no hubo cambios en cuanto a los derechos políticos o las libertades civiles, pero sí con respecto a los derechos vulnerados por los episodios de inseguridad. Venezuela tiene una tasa oficial de homicidios de 48 por cada 100 mil habitantes.

También se destaca que hubo una mayor participación de los partidos políticos en el ámbito parlamentario, gracias al regreso de la oposición a la Asamblea Nacional. Donde experimentó importantes retrocesos es en la calidad institucional, con un mayor índice de desestabilización, y en el empleo urbano, junto con la corrupción en todos sus niveles.