El cerebro de los transexuales es diferente

¿Existen diferencias en el cerebro de un hombre que se siente mujer, o en el de una mujer que se siente hombre? Para responder a esta pregunta, investigadores de la Universidad Nacional de Educación a Distancia (UNED), en colaboración con otros centros, han medido el grosor de la corteza cerebral de personas transexuales. Los resultados confirman las raíces biológicas de la transexualidad.

Muyinteresante.es

El estudio, que se publica en la revista Cerebral Cortex, incluyó tanto a hombres y mujeres transexuales que no se habían sometido a tratamiento hormonal para cambiar de sexo, como a hombres y mujeres no transexuales. Empleando técnicas de neuroimagen, los investigadores constataron que el grosor de la corteza de los varones que se sienten mujeres es diferente al del resto de hombres, que por lo general tienen la corteza más fina, y se parece más a la de las mujeres.

Por el contrario, en el caso de las féminas no hay diferencias, es decir, el espesor de este tejido se corresponde con su sexo biológico. Sin embargo, el volumen de uno de los núcleos subcorticales del cerebro de ellas es similar al masculino, lo que indica que las mujeres transexuales se diferencian en las estructuras subcorticales.

“Estos datos indican que la sustancia gris de mujeres y hombres transexuales presenta signos de masculinización y feminización respectivamente”, apunta Antonio Guillamón, uno de los autores del estudio. El origen de estas diferencias es desconocido, pero los expertos apuntan a una asimetría en el efecto de los andrógenos, hormonas sexuales, durante el desarrollo cerebral de estas personas.