Funcionarios de Protección Civil Miranda inspeccionaron viviendas en Carrizal

PC Miranda

Funcionarios adscritos a la Dirección de Riesgos de Protección Civil Miranda, inspeccionaron 42 viviendas en el sector José Manuel Álvarez, ubicado en el municipio Carrizal, con el objetivo de determinar sus niveles de vulnerabilidad.

 La información fue suministrada por el secretario de Prevención y Atención de Emergencias del estado Miranda y también director de Protección Civil regional, Víctor Lira, quien detalló que durante las evaluaciones se determinó que la mayoría de los inmuebles son construcciones de dos y tres pisos y reportan filtraciones en sus estructuras. Estas obedecen a las condiciones de humedad permanente que existe en el lugar, producto de la saturación de los suelos, originado por la mala canalización de las aguas servidas y pluviales.

“Este panorama es el común denominador de la mayoría de las barriadas, situadas en la zona de los Altos Mirandinos. Los grupos familiares construyen viviendas en terrenos no aptos y que no están debidamente urbanizados, lo cual los obliga a improvisar la instalación de los servicios públicos de forma incorrecta y esto se traduce al aumento de las condiciones de vulnerabilidad”, dijo el jefe del organismo preventivo.

 

Durante la inspección también se detectaron casas informales, construidas con madera y zinc. Algunas han resultado afectadas por las precipitaciones con el desprendimiento de techos, debido a los fuertes vientos que se han reportado durante la temporada de lluvias. “En las evaluaciones realizadas se entregaron certificados de riesgo a los grupos familiares que residen en condiciones de vulnerabilidad, toda vez que se les recomendó el desalojo de las unidades habitacionales.

 

Lira manifestó que en el municipio Carrizal también existen otras zonas susceptibles a deslizamientos de tierra y por ende son vulnerables, como Brisas de Oriente, Potrerito I y II, La Ladera, Guaicoco, La Guadalupe y Francisco de Miranda. “Hemos hecho reiterados llamados a los gobiernos central y locales para que prohíban la construcción de viviendas sobre terrenos inestables, así como aplicar correctivos para evitar que los grupos familiares construyan sobre casas en zonas de riesgo”.

 

Prensa PC Miranda