Se negó a tener sexo con su esposo y él le soltó una cachetada con el pene

Fred Thomas, un hombre de 62 años de edad de Maine, fue condenado a la cárcel después de que asaltó a su esposa con su pene porque ella no quería tener relaciones sexuales con él.

Según la policía de Rockland Thomas y su esposa continuaron viviendo juntos en forma temporal después de que ella decidió disolver su matrimonio de 39 años.

Durante ese tiempo, él se ofreció a pagarle 20 dólares por sexo y cuando ella rechazó su propuesta, él sacó su pene y le pegó en la cara con el miembro.

Durante una entrevista con la policía, Thomas dijo a los investigadores que estaba angustiado porque su mujer conoció a un hombre paquistaní en línea y tenía previsto reunirse con él.

La víctima dijo a las autoridades que ella no quería que su marido en la cárcel por el incidente, e insistió en que la consejería de manejo de ira le beneficiaría mucho mejor que ir a prisión.

Thomas se declaró culpable de los cargos de asalto, pero el cargo de contacto sexual ilegal fue desestimado.

Fue sentenciado a un curso de manejo de la ira.

Fuente: TheWeeklyVice.