Que te den una palmada en la espalda es más importante de lo que imaginas

Foto: google.com

Texto: elimpulso.com

Hace tiempo comentaba como los abrazos son necesarios para las personas. Ahora bien, las palmadas no se quedan atrás y según un estudio son más beneficiosas de lo que la gente piensa.

Que necesitamos recibir caricias y abrazos para sobrevivir es más que evidente durante los primeros años de vida. Pero la importancia del contacto físico no disminuye cuando crecemos, sino todo lo contrario. Incluso un fugaz roce entre dos personas puede producir cambios inmediatos en el comportamiento humano. Por ejemplo, los estudiantes que reciben un palmadita en el brazo por parte de un profesor se muestran hasta dos veces más dispuestos a salir voluntarios a la pizarra que el resto de sus compañeros de clase.

Para leer la noticia completa pulsa aquí.