Trenes y vuelos cancelados por fuertes nevadas en Holanda

Los ferrocarriles y aeropuertos en Holanda sufren hoy retrasos y cancelaciones a causa de las fuertes nevadas que se registran en la práctica totalidad del país, con una especial repercusión en el aeródromo de Amsterdam.

En el aeropuerto de Schiphol de Amsterdam, uno de cada tres de los 900 vuelos programados hoy ha sido cancelado hoy, informa el diario “De Telegraaf”.

Desde su página web, el aeródromo pide a los pasajeros que se informen con las compañías aéreas sobre el estado de sus vuelos.

Las nevadas producidas hoy no sólo en Amsterdam, sino en otros puntos de Europa, tienen un impacto también en las llegadas y salidas de los vuelos, apunta.

La aerolínea holandesa KLM avisa en su página de internet de que “la mayor parte de los vuelos a Europa ha sido cancelada” y pide que los pasajeros consulten una lista que ofrece para conocer si se ven afectados, aunque confirma que todos los vuelos intercontinentales cumplirán su horario previsto.

Señala que a los pasajeros que se dirijan a Bélgica, Luxemburgo o París se les ofrecerá viajar por carretera, y pide tener en cuenta el tiempo necesario para que la nieve se funda antes de poder volver a la normalidad.

Por otra parte, la sociedad ferroviaria neerlandesa afirma que ha tenido que reforzar hoy su personal para atender a los viajeros que han visto sus trenes retrasados o suprimidos, y les ha advertido que se preparen para viajar en vagones repletos.

El portal de información Dutch News asegura que ante la alerta de “fuertes nevadas” previstas para el viernes por la mañana, las autoridades de la empresa holandesa de ferrocarriles, el aeropuerto de Schiphol y las carreteras habían hecho preparativos para evitar al máximo los trastornos a los pasajeros.

La asociación de automovilistas ANWB había advertido a los conductores que evitaran salir a las carreteras en la hora punta de la mañana para evitar bloqueos, y que en todo caso moderasen la velocidad.

No obstante, se detectaron a primera hora de la mañana embotellamientos más largos de los habituales en torno a ciudades como Breda, Arnhem, Nijmegen, Amsterdam, Rotterdam o La Haya, destacó la ANWB.

Máquinas quitanieves y camiones que distribuyen sal en las carreteras trabajan a pleno rendimiento desde la madrugada para limpiar las vías principales en la península de Zeeland (sur) y Amsterdam.

La previsión alertaba de que la nieve empezaría a caer hacia la medianoche del jueves, y que sería especialmente fuerte a lo largo de la mañana del viernes en el oeste de Holanda.

El Real Instituto de Meteorología de Holanda (KNMI) mantiene una “alerta severa” por nevadas y viento a lo largo del día en todo el país menos en el noreste, y espera que se acumulen entre 5 y 10 centímetros de nieve en la mayor parte del territorio, llegando a 20 centímetros en algunos lugares.

Aunque para el sábado la previsión es que el tiempo sea seco y soleado, las temperaturas permanecerán por debajo de los cero grados, señala en su página de información en internet.

EFE