Autor de la masacre en Connecticut entró por la fuerza a la escuela (Fotos)

El atacante que asesinó a 20 niños y seis adultos en una escuela primaria de Connecticut, noreste de Estados Unidos, forzó su ingreso al centro educativo, dijo este sábado la policía, informa Afp.

El portavoz de la policía estatal, teniente Paul Vance, dijo que al atacante, identificado por la prensa como Adam Lanza, de 20 años, no se le permitió el ingreso en la escuela primaria Sandy Hook de Newtown, Connecticut.

“Hemos establecido el punto de ingreso”, dijo Vance a los periodistas. “Puedo decirles que creemos que no se le permitió el ingreso a la escuela voluntariamente, que forzó su ingreso a la escuela”.

Los investigadores hallaron evidencia tanto en la escuela como en otro lugar donde el sospechoso -que aparentemente se suicidó tras el ataque- asesinó a su madre, según informes.

“Nuestros investigadores en la escena del crimen, la escuela y la escena del crimen secundaria… produjeron muy pero muy buenas pruebas (… que) podrán utilizar para determinar el panorama completo de cómo, y más importante, porqué, esto ocurrió”, dijo Vance.

Una mujer que sobrevivió al tiroteo en la escuela está bien y será clave en la investigación

“Está bien… Ha sido tratada, y (su declaración) será decisiva en esta investigación”, indicó Vance.

El viernes, una persona asesinó a tiros a 18 niños dentro de la escuela, y otros dos murieron luego poco después a causa de sus heridas. Seis adultos, incluyendo el director de la escuela, también murió en uno de los peores tiroteos ocurridos en Estados Unidos.

 

Horror en el mundo

La matanza de 27 personas, en su mayoría niños, el viernes en una escuela primaria de Connecticut (Estados Unidos) generó una ola de reacciones de horror en el mundo, desde el secretario general de la ONU Ban Ki-moon a la reina Isabel II de Inglaterra, reseña Afp.

Ban escribió al gobernador de Connecticut (noreste), Dan Malloy, “para expresarle sus más profundas condolencias ante esos escandalosos homicidios”, indicó la ONU.

“Tomar a niños como blanco es un acto odioso e inconcebible”, estima Ban, cuyos “pensamientos y oraciones van a los familiares de las víctimas y a todos aquellos que fueron afectados por este crimen horrible”.

En un poco frecuente mensaje, que comienza diciendo “Querido presidente Obama”, la reina Isabel II de Inglaterra, de 86 años, expresó: “he quedado profundamente consternada y entristecida al enterarme de la lamentable pérdida de vidas hoy en Newtown, Connecticut, y especialmente por la noticia de que se trató en su mayoría de niños”.

La reina, que nunca da entrevistas y normalmente limita sus comentarios públicos a hechos sucedidos dentro del Commonwealth, agregó: “el príncipe Felipe se une a mí para expresarles nuestra sentida simpatía a usted y al pueblo norteamericano en este difícil momento”.

El Papa Benedicto XVI manifestó también “su sincera tristeza” por la matanza y pidió a “Dios traer consuelo a todos aquellos que perdieron a un ser querido y apoyar a toda la comunidad”.

La jefa de la diplomacia europea, Catherine Ashton, expresó su “consternación”, según un comunicado.

“Con profunda emoción y horror me he enterado del trágico tiroteo en Connecticut”, dijo por su parte el presidente de la Comisión Europea, José Manuel Barroso, recalcando que “jóvenes vidas portadoras de esperanza han sido destruidas”.

“En nombre de la Comisión Europea y en el mío propio expreso mi más sentido pésame a las familias por esta terrible tragedia”, añadió.

El primer ministro británico, David Cameron, el presidente francés, François Hollande, y la canciller alemana, Angela Merkel, se sumaron a las condolencias llegadas desde Europa.

También Irán, que no mantiene relaciones diplomáticas con Estados Unidos desde 30 años, indicó que “condena la masacre de niños estadounidenses (…) y presenta sus condolencias a las familias de las víctimas, lamentando semejante incidente”, según informó el portavoz del ministerio de Relaciones Exteriores, Ramin Emparamentar.

El presidente ruso, Vladimir Putin, envió por su parte sus más “sinceras condolencias” a su homólogo estadounidense, Barack Obama.

En China, los internautas comparan la matanza de Newtown con la acción de un hombre que apuñaló el mismo día a 22 niños antes una escuela primaria en China, dejándolos heridos y comentaban que en caso de que la venta de armas de fuego fuera legalizada en China hubiera habido víctimas mortales en el ataque chino.

“La sangre inocente exige sin tardar un control en Estados Unidos sobre las armas de fuego”, estimó por su parte el sábado la agencia oficial China Nueva.

En América latina, el presidente de México, Enrique Peña Nieto, expresó su “solidaridad con el pueblo estadounidense y el presidente @BarackObama” en un mensaje en su cuenta de Twitter.

El ministro de Relaciones Exteriores ecuatoriano, Ricardo Patiño, tambien deploró la tragedia a través de la misma red social.

En Israel, la exministra y líder del nuevo partido conservador HaTnuah, Tzipi Livni, transmitió al pueblo estadounidense la “profunda tristeza” compartida por el pueblo israelí por la matanza.

En Estados Unidos, el director de cine Michael Moore, muy comprometido en la lucha contra el porte de armas, juzgó que la única manera de “honrar” a las víctimas era exigir una “reglamentación estricta de las armas, un acceso libre a las atenciones psiquiátricas y el final de la violencia como programa de política pública”.

Afp