Las caras e historias detrás de la matanza en una escuela de Connecticut

FOTO: Arriba (de izq. a der.): Bacon, Engel, Pozner y Lewis. Abajo (de izq. a der.): Marquez-Greene, Gay, McDonnell y Parker.

Charlotte Bacon (6)

La familia Bacon iba a salir de vacaciones, pero cambiaron de plan. Ese día, sus padres dijeron que Charlotte había rogado para ir a la escuela vestida con un vestido rosa y unas botas nuevas.

LaNación.com.ar

Olivia Engel (6)

“Le encantaba llamar la atención. Tenía modales perfectos. Era la preferida de la maestra”, recordó Dan Merton, un viejo amigo de la familia. “Su único crimen fue ser una chica sonriente”.

Noah Pozner (6)

“Inteligente y amable.” Así describió su tío Alexis a Noah, que iba al colegio junto a su hermana melliza Arielle, que estaba en otra clase y sobrevivió al tiroteo. “Siempre jugaban juntos”, contó.

Jesse Lewis (6)

Tenía suerte. Todas las mañanas, antes de ir al colegio, su papá lo llevaba a desayunar a un bar. Jesse pedía salchica con huevo y queso y chocolate caliente. En su casa lo extraña su pony.

Ana Márquez-Greene (6)

Tenía un don: cantar. En Internet se la ve sonriendo y entonando con su voz finita de seis años.

Josephine Gay (7)

El martes, tres días antes de la tragedia que terminó con su vida y con la de otros 19 compañeros de escuela, había festejado su cumpleaños.

Grace McDonnell (7)

Grace tenía los ojos tan azu-les y el cabello tan rubio, que sus compañeros la conocían como la “pequeña muñeca”. Vivía junto con sus padres a sólo una cuadra de la casa del asesino.

Emilie Parker (6)

Siempre rápida para levantarle al ánimo a quien necesitara una sonrisa. Así la recordó entre lágrimas su padre Robbie, que dijo que lo más difícil fue contárselo a sus otros hijos de 3 y 4 años.

FOTO: Arriba (de izq. a der.): Caroline Previdi (6), Chatherine Hubbard (6), Daniel Barden (7) y Chase Kowalski (7). Abajo (de izq. a der.): Jessica Rekos (6), James Mattioli (6), Avielle Richman (6) y Dylan Hockley (6)..