La tribu donde los hombres deben beberse el semen de los mayores

Para convertirse en un hombre en la tribu primitiva de los sambianos, los niños son retirados de la presencia de todas las mujeres a la edad de siete años y viven con otros machos por diez años.

Durante este tiempo la piel debe ser perforada para eliminar cualquier contaminación contraída por las mujeres, para ello hacen sangrar su nariz y vomitar gracias al consumo de grandes cantidades de caña de azúcar.

Por si fuera poco, están obligados a ingerir el esperma de sus mayores que, según piensan, los hace crecer fuertes.

Cuando finalmente se presentan de nuevo en la tribu, siguen participando el sangrado de la nariz que deben sincronizar con los ciclos menstruales de sus esposas.

Si te lamentabas de haber nacido en Venezuela, pues da gracias a Dios que no te criaron sambiano, ¿no?

Fuente: Oddee.