Diputados convocan a marcha el 23 de enero para defender la Constitución (Comunicado)

NEWS REPORT

La oposición venezolana rechazó hoy la decisión del Tribunal Supremo de Justicia de considerar innecesario el acto de asunción presidencial de Hugo Chávez y prolongar el mandato del actual Gobierno, y convocó a una marcha pacífica para el próximo 23 de enero.

El diputado Alfonso Marquina, en nombre del bloque de la Unidad de la oposición, tildó de “bodrio” y “política” la sentencia emitida ayer por el Supremo, cuestionando que ese tribunal considere que ni tan siquiera hay falta temporal del presidente, cuando no está en el país para poder estar en el acto de asunción marcado para hoy.

“Respetamos y acatamos la decisión del tribunal, pero eso no significa que nos vamos a silenciar y que no vamos a seguir activándonos para tratar de restablecer el orden constitucional perdido”, señaló.

Marquina indicó que la convocatoria para el 23 de enero, día en que se conmemora el 55 aniversario del final de la última dictadura militar, se hace por ser una fecha que dio a los venezolanos la posibilidad de vivir en democracia.

“Hoy cuando a nuestro juicio está seriamente afectada y seriamente amenazada la democracia venezolana con estos mecanismos que se están implementando (…) nosotros convocamos a los venezolanos a defender ese legado de libertad, de democracia”, dijo rodeado por diputados de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD).

“Es nuestra propuesta para la MUD, para todos los venezolanos de bien que quieren que se sepa la verdad, que quieren que se restablezca el orden y que quieren que se respete la voluntad popular”, agregó, subrayando que se trata de un “acto cívico, pacífico y democrático”.

El TSJ decidió ayer considerar el acto de asunción que debía tener lugar hoy innecesario ya que Chávez es un presidente reelegido y avaló la postura del oficialismo de hacer esa toma de juramento ante el propio Supremo cuando el presidente se reponga de la operación a la que fue sometido el pasado 11 de diciembre en Cuba.

Además, el máximo tribunal consideró que el Gobierno actual que debía concluir sus funciones con el mandato que expira hoy puede continuar hasta que se nombre un nuevo Ejecutivo, considerando, además, que aunque Chávez está convaleciente en Cuba no existe ni falta temporal ni falta absoluta y simplemente está con permiso. EFE

Lea a continuación el comunicado:

 

EN DEFENSA DE LA CONSTITUCIÓN Y LA SOBERANÍA POPULAR

Los Diputados de la Unidad Democrática rechazamos la alteración del orden constitucional que se esta produciendo en virtud de la negativa de la mayoría oficialista de la Asamblea Nacional al permitir que el Presidente de la Asamblea Nacional asuma como Presidente encargado durante el lapso que transcurra entre el día de hoy, 10 de enero de 2013, fecha en que se inicia un nuevo periodo constitucional, y la fecha en que Hugo Chávez tome juramento como Presidente de la República ante el Tribunal Supremo de Justicia, quedando ello sujeto a los plazos del artículo 234 de la Constitución.

La correspondiente sentencia de la Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia del día de ayer, 9 de enero de 2013, ha venido a consolidar esa alteración, afectando gravemente el orden democrático del Estado. Como consecuencia de esta sentencia los venezolanos estaremos sometidos a funcionarios no elegidos que detentarán la función ejecutiva hasta que cese la causa sobrevenida que impide al Presidente electo acudir el 10 de enero a la Asamblea Nacional. Sin existencia de plazo alguno, el Poder Ejecutivo Nacional quedará en manos del Vicepresidente Ejecutivo y otros funcionarios no elegidos por el voto popular, cuyo periodo de designación vencería además en el día de hoy, junto con la expiración del mandato del Presidente de la República. La mencionada sentencia dispone que tal mandato se prorroga más allá de esta fecha, ante la falta de juramentación para un nuevo periodo constitucional, pero ello no menoscaba la afirmación de que el poder estará en cabeza de funcionarios no elegidos por el voto popular, ya que el Presidente electo está en una delicada situación de salud que no le permite acudir hoy a su juramentación y limita su capacidad para ejercer plenamente las funciones de gobierno, lo cual significa una violación al articulo 5 de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela. La sentencia indicada descarta además la aplicación del régimen de las faltas temporales y lo somete a condiciones no previstas en la Constitución, dandole un caracter indefenido a la ausencia del Presidente.

Respetamos la sentencia de interpretación vinculante que ha sido dictada, aunque no la compartimos. La posición de quienes representamos la Unidad Democrática reconoce que Hugo Chávez Frías tiene el derecho de gobernar a Venezuela por 6 años más, por decisión del pueblo venezolano expresada el pasado 07 de octubre, pero sostiene que los principios democráticos deben respetarse mientras él presta juramento para un nuevo mandato, y la lucha dirigida a rescatar estos principios no cesará. Esta decision se enmarca en un contexto de un pais paralizado, donde todos los dias los venezolanos protestan por sus derechos basicos a la salud, la vivienda, el salario justo, el desabastecimiento y mejoras en la calidad de vida.

La actual situación presidencial crea incertidumbre sobre quién está gobernando en Venezuela, ya que quien solicita el diferimiento de la juramentacion es Nicolas Maduro y no Hugo Chávez, por lo que debemos presumir que el Presidente no esta en condiciones de suscribir comunicaciones y genera dudas sobre  si las decisiones se toman en el país o en el asiento del gobierno cubano, en cuyo territorio el Presidente Chávez se ha mantenido recluido en un centro médico, circunstancia que puede ser aprovechada por los dirigentes de ese país, que tienen interés en los recursos económicos de Venezuela, para influir en las decisiones políticas que corresponde tomar a los venezolanos.

En vista de que la Unidad Democrática está comprometida con la defensa de los derechos de todos los venezolanos y nada tiene que ver con los conflictos dentro del oficialismo, reiteramos que lucharemos por el restablecimiento del respeto a la Constitución hasta que se haya logrado, y en ese sentido convocamos a todo el pueblo venezolano, sin distinciones políticas o sociales, para que se incorpore a esta lucha cívica, pacífica y democrática (asambleas, foros, concentraciones.),  hasta tanto se restablezca la vigencia plena de la Constitución, para lo cual desarrollaremos diferentes acciones pacificas y democráticas, principalmente dentro de nuestro país, además de llevar ante la comunidad internacional la denuncia del atropello a nuestra Constitución y a sus principios democráticos.

Ademas de este mensaje que hemos dado el día de hoy, queremos dirigirnos especialmente al pueblo de Venezuela y convocar al país entero a que este 23 de Enero demos una demostración masiva de fuerza en las calles de Venezuela reiterando como todos los años que somos un pueblo digno, un pueblo pacifico y un pueblo que no se deja someter a los intereses de otros países. Este 23 de Enero sin distinción política vamos a reafirmar en las calles de Venezuela nuestro carácter democrático.

La Unidad Democrática se mantiene en la primera línea de la lucha por el respeto a los derechos de todos los venezolanos.

Caracas, 10 de enero de 2013