A esta monita le encanta ver mucho porno

Foto: publimetro.cl

Texto: publimetro.cl

Según el primatólogo Pablo Herreros, la chimpancé vive en unas instalaciones con dos partes, una interior y otra exterior donde puede jugar. En su “casa” cuenta con calefacción, juguetes y diferentes objetos para enriquecer el ambiente, como hormigueros artificiales, y estimularla física y psicológicamente.

Para entretenerla por las noches, los responsables del zoo instalaron una televisión con cable detrás de un cristal y le dieron el control a Gina. Ella aprendió a manejarla a distancia y optó, como muchos humanos, por ver el canal porno.

Para leer la noticia completa pulsa aquí.