¡Si algo puede salir mal, saldrá peor! 10 leyes lo comprueban

La vida está compuesta de una serie de sucesos, muchos de ellos inesperados y extraordinarios, que hacen que algunos días de nuestra existencia se conviertan en únicos e irrepetibles, ya sea para bien o para mal, publicó de10.com.mx

Cuando somos observadores de la vida misma, nos percatamos que suceden cosas que parecieran estar escritas con antelación, como si se tratara del cumplimiento de ciertas leyes.

Seguramente, en más de una ocasión has experimentado de la famosísima Ley de Murphy, en donde las cosas no pueden salir peor de cómo las habías planeado.

Esta no es la única ley que rige nuestros días. Chistes.com.mx y enplenitud.com recopilan varios de estos principios que si los ves con filosofía, resultan ser hasta graciosos y le dan otro sabor a la vida. En De10.mx te damos 10 leyes que son fundamentales.

1. Ley de la búsqueda indirecta. Siempre encontrarás aquello que no estás buscando o bien, es más rápido encontrar algo en específico cuando intentamos buscar algún otro objeto que no precisamente necesitaremos.

2. Ley de la fatalidad irreversible. Has guardado una cosa durante años sin haberle dado utilidad. Un buen día decides deshacerte de ella; no habrá pasado ni una semana cuando te des cuenta que ahora sí la necesitarás.

3. Ley de la telefonía. Cuando te llaman por teléfono y necesitas anotar algo urgente, tienes pluma pero no papel o viceversa y cuando cuentas con ambos elementos resulta que no has entendido el recado y todo lo has apuntado mal.

4. Ley No-Pay. El seguro que contrataste lo cubre todo menos el accidente que te sucedió.

5. Ley de la gravedad. Si mantienes la calma mientras que toda la gente que se encuentra a tu alrededor la han perdido, una de dos, o eres muy inteligente y sereno o bien, no has entendido realmente la gravedad del asunto.

6. Ley de mecánica. Cuando estás revisando tu automóvil y te llenas las manos de grasa, precisamente en ese instante te dará comezón en la nariz.

7. Ley de la persistencia. Los problemas no se crean, ni se resuelven, sólo se transforman.

8. Ley de la caída libre. Cualquier esfuerzo por agarrar un objeto en caída libre, provocará mayor destrucción de la que si lo dejásemos caer.

9. Ley de soup. La probabilidad de que te manches comiendo es directamente proporcional a la necesidad que tengas de mantenerte limpio.

10. Ley del retraso. Justo cuando llegas puntual a una cita, no habrá nadie que compruebe que has arribado a la hora acordada. En cambio, cuando llegas tarde, todos los citados habrán cumplido con lo acordado y quien quedará como el único impuntual serás tú.