Las Canaimitas y niñas embarazadas (Fotodetalle)

El Proyecto Canaima, desde su inicio en 2009, ha entregado más de 2 millones de computadoras a niños y niñas en educación básica. Producir 1800 computadores por año y asignar equipos a los estudiantes de secundaria son metas de la segunda fase del programa educativo que ya está en marcha.

El ambicioso proyecto ha logrado dar acceso a mucho niños a tecnología de la información, pero lo que nos trae aquí es una fotografía de la campaña de canaimitas difundida por el gobierno nacional el cuál nos llamó poderosamente la atención.

Venezuela actualmente sigue teniendo unos altísimos indices de adolescentes embarazadas (El tercero en la región según el Fondo de Población de las Naciones Unidas) y las tasas de mortalidad por estos incidentes no son menos asombrosas. Los centros educativos, luego de las familias siguen siendo el lugar ideal para enseñar a las pequeñas niñas y niños a tener consciencia sobre su sexualidad y las responsabilidades y riesgos que esto conlleva.

En la foto se puede apreciar a una jovencita sosteniendo una Canaimita y en su monitor se puede ver un dialogo entre dos jóvenes que hablan sobre el embarazo precoz. Nos sorprende  que quizás la pequeña alumna de la fotografía sea muy joven para tratar el tema con la naturalidad de los diálogos de la ilustración o simplemente somos algo conservadores. Lo cierto es que, siempre es bueno que los padres estén atentos a lo que sus hijos están expuestos, inclusive lo que viene desde la escuela porque si estos temas son abordados de una manera ligera podrían ser malinterpretados por los más pequeños.

El asunto central aquí entonces es ¿Apoyar al embarazo precoz o evitarlo?