Economistas prevén salto inflacionario

FOTO REUTERS/Jorge Silva

Ángel García Banchs, director de Econométrica y José Guerra, ex director del BCV, compartieron con Correo del Caroní sus impresiones acerca de la devaluación del bolívar cuyo cambio oficial pasa de 4,30 a 6,30 bolívares por dólar. García Banchs afirma que la escasez forzó la medida y Guerra asegura que “el objetivo es darle plata al Gobierno sacándole plata a la gente” y advierte de la pérdida adquisitiva de los trabajadores, así lo informó la periodista María Ramírez Cabello de Correodelcaroní.com

[email protected]

La implicación más seria que tiene la devaluación del bolívar en 46,5%, al modificar el tipo de cambio oficial de Bs. 4,30 el dólar a Bs. 6,30, es la presión inflacionaria, debido a que las importaciones suplen más del 30% de la demanda de bienes finales.

El economista José Guerra resaltó que con la devaluación, que se prevé sea oficializada en Gaceta Oficial el próximo miércoles después de Carnaval, sólo gana el Ejecutivo. “El objetivo es darle plata al Gobierno sacándole plata a la gente”, dijo.

Guerra aseguró que la mayor repercusión en la dinámica económica será la inflación que se acelerará, con respecto al 2012 cuando los precios variaron 20,1% al cierre del año. “Si la devaluación no se va toda a la inflación, porque hay bienes que no están sujetos, tienes más de 15 puntos porcentuales que se imprimen a la inflación”, añadió.

El salario real de los trabajadores, que en el 2012 fue incrementado en 32,25%, también se resentirá. “El segundo efecto es la pérdida del poder adquisitivo de los salarios de los trabajadores”, dijo Guerra, quien consideró como vital que el Ejecutivo ordene un incremento del salario de no menos de 20% para compensar a los trabajadores, y este debe aplicarse antes del primero de mayo.

Lea la nota completa en Correodelcaroní.com