Tres hombres han aparecido ahogados en Puerto La Cruz

(foto Arturo Ramírez)

Durante las festividades de Carnaval tres hombres murieron presuntamente ahogados en playas y ríos del municipio Juan Antonio Sotillo. eltiempo.com.ve

Funcionarios del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc) de la subdelegación porteña iniciaron las averiguaciones para identificar a dos de los occisos y confirmar las causas de su muerte.

A las 7:00 de la noche del sábado 9, los detectives trasladaron el cadáver  de un ciudadano hallado en la orilla de una quebrada en la vía San Diego – El Rincón, cerca de la planta de asfalto.

Las características de la  víctima son piel  blanca, delgado, cabello negro crespo, 1.70 de estatura aproximadamente, cejas pobladas y de unos 40 años de edad. Vestía pantalón negro con una franela azul marino.

Se espera que algún familiar reconozca los restos en la morgue del hospital Luis Razetti de Barcelona.

Macabro hallazgo

A las 10:00 de la mañana de ayer, unos niños que estaban pescando en el muelle del sector Los Boqueticos, observaron el cuerpo de un hombre flotando boca abajo.

Llenos de miedo, los chicos corrieron a notificar sobre el hecho a sus padres, quienes de inmediato dieron parte a los organismos policiales.

Al sitio llegaron  los bomberos marinos, Guardia Nacional, Protección Civil y Polisotillo.

El cadáver estaba a unos 30 metros de la orilla, y con la ayuda de unos pescadores lo arrastraron para que los bomberos lo sacaran del agua.

Vecinos dijeron que la víctima no era del sector.

Se trataba de una persona morena con bigotes, sin dientes y se le observó un moretón en el pómulo y otro en la mano izquierda. Vestía un short  multicolor y un sweter a rayas negras y grises. No portaba documentos de identidad.

Aproximadamente a las 6:30 de la tarde de ayer, efectivos de los bomberos de Puerto La Cruz,  ingresaron en la morgue el cuerpo del trabajador Manuel Perozo (48 años), quien vivía en Boyacá III.

Había ido en compañía de familiares y de un grupo  evangélico, para el río de San Diego,  vía Sabana Larga.

Al parecer  se lanzó  al agua y como no lo vieron salir,  los amigos comenzaron a buscarlo y lo encontraron ahogado.