La inseguridad toma lugares históricos y escuelas de Caracas

En las últimas semanas los habitantes del norte de la capital ven con temor como lugares que hace años eran reflejo de cultura, educación y hasta seguridad se han convertido en sus alrededores en focos de violencias, los antisociales hacen de las suyas sin el mayor reparo y con una casi inexistente presencia policial. Este jueves fue asesinado el historiador Napoleón Pisani cuando robaron el Museo Boulton al lado del Panteón Nacional, los ciudadanos denuncian que este caso ha consternado a la comunidad y que el miedo a perder la vida es constante.

Carlos Julio Rojas, coordinador del Frente en Defensa del Norte de Caracas, explicó que la inseguridad tiene tomado esta zona de la ciudad y ha tenido su epicentro en lugares históricos y escuelas, donde la cultura y educación no han servido de barrera para que los malandros comentan atracos, arrebatones y llegando incluso a homicidios. “La que en anterioridad era la ruta histórica en Altagracia ahora es de la violencia, el abominable homicidio del artista plástico Pisani, el triple asesinato cerca del Templo Masónico y el intenso de invasión de la Quinta Anauco de San Bernardino son claros ejemplos de la peligrosidad del sector”, dijo.

Rojas señaló que en otras parroquias como San Bernardino, Candelaria y El Recreo la inseguridad está presente en los alrededores de templos religiosos y escuelas, poniendo el riesgo la vida de los estudiantes y de un número alto de personas que concurren regularmente a estos lugares. “En la Iglesia María Auxiliadora y en el Colegio Los Salesianos han atracado a estudiantes y feligreses por igual, este escenario también se repite en el Templo de La Candelaria, la Chiquinquira y en el histórico Paseo Anauco donde hay tráfico, consumo de drogas y viven más de 150 indigentes”.

El dirigente político recordó que durante el mes de enero perdieron la vida dos estudiantes en el norte de Caracas, una niña de 16 años que fue asesinada en plena cancha del Liceo Andrés Bello y un dirigente estudiantil de la Facultad de Odontología UCV que recibió par de impacto de bala de la Avenida Andrés Bello. “Los centros educativos ya no son protección contra la violencia, la inseguridad está matando a nuestra juventud bajo la mirada complaciente de los cuerpo de seguridad”, afirmó.

Exhortó al Ministerio de Interior y Justicia que despliegue la Policía Nacional Bolivariana (PNB) en todo el norte de Caracas, para así hacer frente a esta fuerte ola de inseguridad que tienen a los habitantes encerrados en sus casas y con miedo de perder la vida en cualquier esquina. “Los cuerpos de seguridad del Estado brillan por su ausencia, disponemos de pocos efectivos de la Guardia Nacional y es por esto que le exigimos al ministro Néstor Reverol que active a la PNB. Si en Catía esta desplegada porque no en nuestras parroquias, no existen ciudadanos de primera o de segunda”.

“El salir a la calle a cualquier hora del día se ha convertido en un riesgo”

Por su parte, Gustavo Oyoque, vecino de Altagracia, expresó el temor que viven en su parroquia cuando salen a la calle y ven como los atracos se han vuelto comunes, además de los colectivos armados que hacen vida en los edificios invadidos atracan y matan usando los inmuebles como guarida. “Al lado de los lugares históricos hay edificios invadidos con delincuentes que salen a robar a la comunidad, estanos en manos de los colectivos y sin importar que nuestra zona está rodeada de instituciones del Estado. El Panteón Nacional tiene poca custodia policial y esta fue la principal causa del horrible asesinato del artista plástico Napoleón Pisani”, acotó.

Rebeca Senia, habitante de San Bernardino, expresó el riesgo que sufren los habitantes con los constantes secuestros y atracos que sufren casi todos los día en este sector de la capital, Plaza Estrella donde fue secuestra una anciana hace dos semana que luego seria asesinada o avenidas como la Manuel Felipe Tovar, Los Próceres y Panteón son muy peligrosas. “Este mismo jueves en la tarde vivimos un tiroteo en la Avenida Los Próceres que desato el terror y resultó herida una persona. Tenemos pocos efectivos de la Guardia Nacional y para colmo con poca experiencia y mal equipados”.