Ecuatorianos en España votan hoy con la idea de regresar a Ecuador (Fotos)

(Foto EFE)

Miles de ecuatorianos acuden hoy a los centros de votación repartidos por España para participar en las elecciones presidenciales y legislativas en Ecuador con la perspectiva de regresar a su país en breve.

La crisis económica en España y Europa en general marca este día electoral para la emigración ecuatoriana en este lado del Atlántico, donde muchas familias sopesan las ofertas y programas propuestos por el Gobierno del presidente de Ecuador, Rafael Correa, para que puedan volver a su país.

Correa intenta hoy conseguir la reelección y las últimas encuestas le daban como favorito en estos comicios, en los que también se elegirán 137 diputados y cinco parlamentarios andinos. Los ecuatorianos que viven en el extranjero eligen a seis representantes.

En España residen 480.626 ecuatorianos, según cifras del Instituto Nacional de Estadística (INE), de los que 136.000 están registrados para votar en estas elecciones y unos 250.000 tiene la doble nacionalidad.

La embajadora de Ecuador en España, Aminta Buenaño, estima que la participación en estas elecciones será de entre un 50 y un 60%, frente al 30 % registrado en los anteriores comicios de 2009.

“Nuestro deseo es que todos los ecuatorianos que estén empadronados vayan a votar”, firmó Buenaño en unas declaraciones difundidas esta semana por la Embajada, en las que añadió que “soy optimista. Espero, como mínimo, el doble de participación que en 2009″.

Como parte de la campaña electoral, varios miembros del Gobierno ecuatoriano, incluido Correa, han visitado en España las zonas con mayor número de sus nacionales para exponerles los programas y ayudas para que regresen y para contrarrestar su situación, caracterizada en muchos casos por el desempleo, un descenso de los ingresos e incluso del desahucio de sus viviendas por impago del préstamo hipotecario.

Un 72,29 % de los ecuatorianos en España desea regresar a su país, según una encuesta de la Secretaria Nacional del Migrante de Ecuador (Senami) en este país.

“La crisis nos ha afectado duramente. Ha golpeado mucho a la población ecuatoriana. Mucho más que a los españoles porque mis compatriotas no tienen ese colchón familiar y de amigos. Están solos aquí. Por lo tanto, la Embajada y los trece consulados han tenido que suplir ese respaldo”, dijo la embajadora.

Estima que entre 8.000 y 15.000 familias ecuatorianas están afectadas por desahucios de sus viviendas en España, donde el Gobierno de Ecuador a través de sus consulados ofrece asesoramiento y ayuda a personas afectadas.

Buenaño desmintió que los ecuatorianos que tengan una deuda hipotecaria en España y decidan regresar a Ecuador se les reclame en su país el pago de la misma después de entregar la vivienda a la entidad financiera que les concedió el préstamo.

Los emigrantes ecuatorianos “si regresan al Ecuador no van a ser perseguidos, no se les va a quitar su terrenito o su casita, como dicen ellos. Si en España existen irregularidades por cláusulas abusivas en las hipotecas, no por ello van a ser perseguidos en su propia nación”, explicó la embajadora.

“Hace unos meses recibimos una denuncia de que un sector de la Banca ecuatoriana había comprado a precio de gallina enferma a bancos españoles créditos hipotecarios para cobrarlos en nuestro país”, según Buenaño, quien añadió que ante esto Correa tomó medidas por las que se restringe la compra de créditos hipotecarios.

También a propuesta del Gobierno de Correa, la Asamblea Nacional ecuatoriana aprobó una ley que declaró “la dación en pago y estableció que ninguna sentencia procesada en el exterior contra personas indefensas que han perdido su única casa se podría ejecutar en territorio ecuatoriano”, según la embajadora.

A diferencia de otros países, en España la legislación no contempla la dación en pago de la vivienda, con lo que el impago del préstamo hipotecario comporta la entrega de la propiedad a la entidad financiera que mantiene el derecho de seguir reclamando la deuda.

La amenaza de desahucio de muchos ecuatorianos motivó al Defensor del Pueblo de Ecuador, Ramiro Rivadeneira, para presentar ante el Tribunal Europeo de Derechos Humanos de Estrasburgo (Francia) una demanda contra la legislación española en materia de desahucios por impago de préstamos hipotecarios.

Otro fenómeno de la crisis económica española entre la comunidad ecuatoriana son las “remesas a la inversa”, es decir que ante las dificultades que atraviesan, muchos emigrantes venden sus propiedades o retiran sus ahorros en Ecuador para enviarlos a España. EFE

(Foto EFE)

(Foto EFE)

 

(Foto EFE)

(Foto EFE)