Leyes migratorias de EEUU afectan la llegada de talentos a Silicon Valley

(Foto Archivo Reuters)

La cruzada de Silicon Valley de abrir las puertas de Estados Unidos a extranjeros altamente calificados depende de la batalla política en Washington por conseguir una reforma migratoria más amplia.

Desde hace más de una década, el sector tecnológico ha estado luchando para conseguir más visas y permisos de residencia para inmigrantes capacitados en sectores como ingeniería, matemáticas o ciencias.

Silicon Valley ha respaldado el cambio de mentalidad de los candidatos demócratas y al presidente Barack Obama, que reclama la rápida aprobación por parte del Congreso de una reforma que abra una vía hacia la ciudadanía para los más de once millones de indocumentados.

“Una estrategia más amplia de la reforma de inmigración es viable”, señaló Robert Atkinson, presidente de la Fundación de Tecnología de la Información e Innovación.

Pero el nuevo panorama político coarta los esfuerzos de impulsar una ley específica para los casos de trabajadores altamente calificados.

“¿Quién está detrás del boom tecnológico de Estados Unidos en este momento? Los inmigrantes”, señaló el profesor de la Universidad de Standford, Vivek Wadhwa.

La petición respaldada por los republicanos de ampliar las visas para extranjeros graduados de universidades estadounidenses en ciencia y tecnología fue rechazada en el Senado por los demócratas en nombre de una reforma migratoria más profunda.

“Necesitamos visas y un nuevo y mejor acuerdo de inmigración para el Silicon Valley y el sector de alta tecnología, pero la única manera en que ganaremos la reforma es luchando por una revisión de todo nuestro sistema de inmigración”, expresó el congresista demócrata Luis Gutierrez, en un editorial del portal de noticias tecnológicas TechCrunch.

De esta forma respondía a Wadhwa, que sostiene que “dar la ciudadanía a las personas que saltan la frontera es discutible, es perjudicial (…) mientras que al mismo tiempo están manteniendo como rehenes (de esta situación) a inmigrantes con talento que todo el mundo quiere”.

La reforma para el sector tecnológico significaría redoblar el número de visas para inmigrantes calificados, de 65.000 a 115.000.

Wadhwa dijo que la reforma debería también modificar la dependencia entre las visas y empresas concretas, permitiendo a quienes las posean cambiar su trabajo a otras compañías o crear su propia empresa.

La falta de visas está provocando que algunas empresas se muden a otros países. Es el caso de Microsoft, que hizo referencia a esta causa cuando abrió un estudio en la ciudad canadiense de Vancouver.

En este sentido, Yahoo! estima que se trata de un cambio “fundamental para el futuro de Estados Unidos”.

“Llamo al Congreso y al presidente a trabajar juntos en un esfuerzo bipartidista para reformar las políticas migratorias, incluyendo reformas significativas para contratar y retener a talentos altamente calificados”, sostuvo la presidenta del portal, Marissa Mayer, en un comunicado a principios de mes tras una reunión con Obama.

Atkinson, sin embargo, se muestra optimista: “Predecir los cambios de legislación en Washington es como jugar a la ruleta rusa (…) pero creo que las probabilidades no son malas para que ocurra algo este año”. AFP