Se carboniza al prender una vela en un apagón

(Foto cortesía La Verdad)

Prendida en llamas murió Zuleima Palma Palma (25) cuando caminaba con una vela encendida durante un apagón. Al parecer tropezó con un pipote de gasolina. La joven, recién graduada de médica, se encontraba junto a su padrastro en su casa en la urbanización La Coromotana de Guanare, Portuguesa, reseña La Verdad.

El pasado miércoles en horas de la noche se fue la electricidad en el sector. Su madre aún no llegaba del trabajo y ella intentaba iluminar su casa.

Luis Palma, tío de la víctima, recordó, mientras esperaba en la morgue que le entregaran el cuerpo de su familiar, que el accidente ocurrió el pasado miércoles en la noche. Ella y su padrastro esperaban a que llegara su madre del trabajo. De repente se fue la electricidad y caminó hasta el garaje para buscar una vela, la prendió y, al dar la media vuelta, tropezó con un pote lleno de gasolina. El combustible la salpicó y de inmediato se prendió en fuego.

Su padrastro, al escuchar los gritos desesperantes de dolor, corrió a ver que sucedía. Al verla ardiendo y revolcándose en el suelo, buscó un pedazo de tela y la abrazó para pagarla.

El hombre luchó varios minutos con la candela antes de sofocarla. Apenas las apagó, la joven se desmayó y él corrió a llamar a los paramédicos.

Los funcionarios lo encontraron en crisis. Su hijastra no despertaba y eso lo paralizó. Los funcionarios la levantaron cuidadosamente, la montaron en la camilla y la trasladaron de emergencia a un hospital.

En el centro de salud, los médicos dijeron que Suleima presentaba heridas de tercer grado. Los familiares, al ver la gravedad de la situación, pidieron su traslado en avioneta hacia el Hospital Coromoto de Maracaibo, donde agonizó hasta fallecer el jueves a las 10.30 de la noche de un paro respiratorio.

Zuleima Palma Palma (25). Se acababa de graduar de médico. Residía en Lla urbanización La Coromotana junto a su madre y padrastro.