Sin harina para las hostias

El santuario de la Paz, en Barquisimeto, es dirigido por la congregación venezolana Siervas del Santísimo Sacramento, fundada por el arzobispo de Caracas, monseñor Juan Bautista Castro. La misión de las hermanas y de este templo encomendado a las siervas es la adoración eucarística perpetua, vida y centro de todos los cristianos católicos. Así lo informa el diario El Impulso.

Domingo Rojas

Hace más de 100 años, esta iglesia abrió sus puertas para que todos acudan a reverenciar la Hostia?Sagrada. El padre Carlos Caballero, capellán del santuario dijo que todos los años al acercarse la temporada de la Semana Santa acuden numerosos feligreses. Aunque todo el año contamos con un nutrido grupo de adoradores que las hermanas acompañan.

La Semana Santa es una época fuerte para todo fiel cristiano, es un momento para una mayor cercanía espíritual y sobre todo de conversión de cara a Dios y al prójimo.

Este santuario es muy antiguo y por estar en el casco central de la ciudad es diariamente visitado, tanto por los católicos como por los que admiran la belleza del arte neo gótico. Además, otra característica del servicio que presta el templo, es la confección de las hostias que luego serán consagradas por los sacerdotes que como el padre Caballero colaboran en la hermosa iglesia.

La hermana Keilys Reinoso, superiora de la comunidad de las siervas comenta las necesidades que actualmente tienen en la iglesia.

En primer lugar lo ocupan las numerosas filtraciones que tiene el techo de la centenaria estructura eclesial. Luego le siguen las locetas que se están desprendiendo del techo.

La hermana Reinoso teme que apenas comience la temporada de lluvias el templo se deteriore aún más.?Necesitamos la ayuda de organismos del estado para que facilite las obras de mejoramiento en la infraestructura.

Las religiosas que tienen a su cargo la elaboración de las hostias, creen que para esta Semana Santa las iglesias de los estados Lara, Zulia, Portuguesa y Yaracuy no contarán con abunandcia de hostias.

Desde hace unos meses las siervas no cuentan con un stop de harina de trigo ingrediente esencial para las hostias. Los feligreses nos regalan kilos de harina de trigo para salir adelante y responder a cada comunidad parroquial que requiere de las formas que se consagrarán en cada eucaristía.

La hermana hizo un llamado a los fieles que les ayuden en su apostolado inscribiéndose en la cofradía de adoración al Santísimo y otras obras de caridad cristiana.

Acotó que tienen otras necesidades como por ejemplo la seguridad en los alrededores del templo.

En días pasados alguien quiso entrar por el templo para robar la casa donde las siervas viven y que está al lado de la Basílica, dijo la religiosa.

Este domingo 17 se entregarán los programas de la Semana Santa a celebrarse desde el 24 al 31 de marzo. Invitamos a participar tanto a los vecinos de La Paz como a los peregrinos de otros lugares.