Félix Velásquez: Rechazamos la violencia contra los estudiantes

Venezuela entera rechaza la violencia a la que fue sometida la marcha de los estudiantes y respalda plenamente la iniciativa de los jóvenes de operación soberanía de llegar hasta la sede del C.N.E. porque entiende que el poder electoral se ha visto amordazado por el ejecutivo nacional hasta tal punto que, Tibisay Lucena  Presidenta del ente rector, ha mostrado su simpatía por Chávez asistiendo con su tricolor patrio en el brazo izquierdo a su honra funeral.

Cabe destacar que el derecho al voto está consagrado en la carta Interamericana de los Derechos Humanos en su artículo 21 en donde se deja claro que: “Toda persona tiene derecho a participar en el gobierno de su país, directamente o por medio de representantes libremente escogidos. La voluntad del pueblo es la base de la autoridad del poder público; esta voluntad se expresará mediante elecciones auténticas que habrán de celebrarse periódicamente, por sufragio universal e igual y por voto secreto u otro procedimiento equivalente que garantice la libertad del voto”.

Es por esta razón que respaldamos esta marcha porque permite que las condiciones de juego para este 14 de Abril no este marcada por el miedo a desperdiciar el voto o la posibilidad de perder el trabajo si ejerzo mi voto hacia un cambio, esas no deben ser las premisas para ir a estos comicios electorales.

El órgano encargado debe velar por unas elecciones transparentes, no puede ponerse rodilla en tierra ante uno de los candidatos y en este caso el del oficialismo. Debe regular las cadenas y el ventajismo oficialista a la hora de hacer campaña.

En este mismo sentido, es vital dejar bien claro que debemos seguir con la campaña Vota Sin Mordaza que sirve para motivar al voto en todos los estados del país, para que nadie se quede en su casa ese día y entienda que con apatía no resolvemos nada y al contrario empeoramos la situación del pueblo ya que la dejamos en manos de inescrupulosos que solo están en el poder, por el mismo poder y no para impartir justicia.

Ya está bueno que estudiantes sean agredidos por delincuentes asalariados del gobierno, que no se pueda llegar al C.N.E. para exigir que se auditen todas las cajas electorales, que la tinta sea indeleble de verdad, que las milicias no formen parte del plan república y que cesen las cadenas y el ventajismo del estado para favorecer al candidato del gobierno.

No es un delito en sociedades democráticas exigir ese tipo de condiciones. En gobiernos que controlan los poderes y no hay independencia en las instituciones, es un delito hacer este tipo de peticiones, pero como somos demócratas pero no pendejos seguiremos exigiendo elecciones justas y transparentes, en donde la presidenta del C.N.E.  Le pida disculpa al país o renuncie por su clara parcialidad política, que no ayuda nada a resolver con votos esta diatriba política, sino que confunde y enturbia el proceso electoral.