Compensarán a víctimas multadas por no pagar tasas durante el nazismo

Amsterdam estudiará cómo compensar a supervivientes del Holocausto que fueron multados por no pagar impuestos durante el periodo en que estuvieron ausentes en campos de concentración o escondidos de la persecución nazi, según publica hoy el diario holandés Parool.

Docenas de judíos que habían sido encerrados en campos de concentración durante la II Guerra Mundial o que habían huido de los nazis y que posteriormente volvieron a la capital holandesa fueron multados por no haber pagado una tasa que se aplica a las propiedades (erfpacht) durante el periodo que estuvieron fuera de la ciudad.

“No podemos dejar esto como fue entonces decidido”, afirmó el alcalde de la ciudad, Eberhard van der Laan, “vamos a ver cómo podemos corregir lo que pueda ser corregido”.

Varios estudiantes descubrieron evidencias de estas prácticas durante los trabajos que llevan a cabo para digitalizar el archivo del Ayuntamiento de Amsterdam, lo que ha llevado a las autoridades locales a considerar la manera de compensar a los afectados.

“Esta es una situación seria que necesita ser examinada”,dijo Van der Laan, “el aspecto legal (de los impuestos) fue tomado en cuenta con formalidad, burocracia y frialdad antes que mostrando empatía hacia las víctimas”.

Solo 35.000 de los 140.000 judíos que vivían en Holanda al estallido de la II Guerra Mundial sobrevivieron al conflicto, y de las 107.000 personas que fueron trasladadas a los campos de concentración, 102.000 fueron asesinadas, según Parool.

Uno de los episodios más conocidos de la invasión nazi de Holanda es el que relató la joven Anne Frank en su diario durante los cerca de dos años que se mantuvo escondida en un piso de Amsterdam con su familia, hasta que fueron delatados y deportados a distintos campos de concentración.

El diario, traducido a 55 lenguas, es uno de los libros más vendidos de la historia y se ha convertido en un testimonio de la persecución sufrida por los judíos por el nazismo. EFE