Productos Efe exige la entrega inmediata de su planta y sucursales tomadas ilegalmente por sindicalistas

Foto: Archivo

Representantes de Productos Efe acuden hoy a la Inspectoría Nacional del Trabajo, respondiendo a una citación que recibieron este miércoles. La empresa, bajo el cumplimiento de varias condiciones que planteará, exigirá la entrega inmediata de la planta y las sucursales de Caracas, Maracaibo y Barquisimeto, que se encuentran tomadas ilegalmente por el sindicato desde hace 11 días, fecha desde la cual se les ha impedido ingresar a la planta.

“Nos parece muy importante que el Ministerio del Trabajo haya dado respuesta al llamado que hicimos este martes en rueda de prensa en la que, junto a un numeroso grupo de trabajadores, denunciamos la toma ilegal de nuestras instalaciones y los actos de violencia por parte del sindicato”, expresó Félix Gastón, gerente de planta.

El vocero aseguró que además de la exigencia, acudieron a plantear como condición para la entrega de las instalaciones, la realización una certificación integral por parte de la Inspectoría Nacional y Otros Asuntos Colectivos del Trabajo del Sector Privado, del Instituto Nacional de Prevención, Salud y Seguridad Laborales (INPSASEL), del Ministerio del Poder Popular para el Ambiente, del Ministerio del Poder Popular para la Salud, del Ministerio Público, del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (CICPC), y del Cuerpo de Bomberos del Distrito Capital.

“Lo que ha hecho el sindicato es un acto muy grave y no podemos recibir una instalación sin que quede en evidencia el estado en que se encuentra actualmente, la condición de los productos y materias primas allí almacenados y, además, cuáles son las previsiones que se deben tomar para poder retomar nuevamente la operación”, aseguró Gastón.

El gerente instó a los representantes sindicales a abstenerse de realizar nuevos actos de violencia en contra de los trabajadores de Productos Efe y de las instalaciones productivas.

Gastón informó que en la reunión también solicitará que, una vez se logre retomar el control de la planta y de las sucursales comerciales, previo cumplimiento de las condiciones antes señaladas, “se reinicie la negociación del contrato colectivo, sin más interrupciones ni chantajes por parte del sindicato”.