Fracción Parlamentaria de AD repudian actos de violencia

 

 

El Jefe de la Fracción Parlamentaria de Acción Democrática en la Asamblea Nacional, condenó el ataque sufrido durante la sesión ordinaria del pasado martes en el hemiciclo de sesiones por parte del diputado William Dávila.

“Los diputados de la Mesa de Unidad Democrática, así como lo ha hecho nuestro candidato presidencial, Henrique Capriles, condenamos todo acto de violencia que se suscite en cualquier rincón del país. Lo sucedido ayer en el hemiciclo de sesiones con el compañero William Dávila no se corresponde con el sistema parlamentario democrático. No es con violencia que vamos a construir el país”, sostuvo Zambrano en una rueda de prensa ofrecida en el centro asistencial donde es atendido el diputado por el estado Mérida luego de que el golpe con el objeto contundente recibido en su rostro la tarde del pasado martes en el hemiciclo de sesiones, ameritara una sutura de 16 puntos y lo obligue a permanecer bajo observación 24 horas más debido a la contusión y el riesgo oftalmológico que presenta.

“Le solicitamos a la directiva de la Asamblea Nacional que se pronuncie condenando los hechos registrados ayer, en los cuales el diputado Dávila Barrios fue agredido de manera brutal y alevosa por parlamentarios del PSUV. La Asamblea Nacional es para el debate, para discutir ideas y proyectos, y no es posible que además se niegue el derecho de palabra a diputados de oposición, porque ese es un derecho constitucional que hemos adquirido por mandato del pueblo venezolano a través del voto que vamos a defender”, y agregó que el hecho político en discusión no le corresponde definirlo al parlamento sino a otras instancias.

“Este suceso no puede repetirse, ese no es el parlamento que queremos, no es el parlamento por el cual votaron los electores”, reiteró Edgar Zambrano, quien recordó que los diputados no tienen responsabilidad en sus opiniones según lo consagrado en la Constitución, donde además se contempla la institución de la inmunidad parlamentaria, que es lo que le permite denunciar y ejercer control político.

Insistió en que la violencia se usa sólo cuando no se tiene razón, y la petición que hace la sociedad venezolana es legítima y deben responderl los poderes y la dirigencia. “Nosotros tomamos la vía democrática, la del voto, para resolver el desiderátum político del país, no somos nosotros quienes vamos a embarcar a nuestro pueblo en ninguna intentona que pretenda desconocer la institucionalidad. Los golpes de estado de ayer no fueron buenos, ni el del 4 de febrero ni el del 27 de noviembre ni el del 11 de abril. Estamos transitando nuestro camino democrático y nos desvinculamos de hechos violentos”, sostuvo.

“No creemos en soluciones cuartelarías, ya la experiencia nos enseña que los militares a los cuarteles y la política para los civiles. No respaldaremos ningún camino distinto a la solución electoral”, agregó.

Aprovechó la oportunidad para deplorar el acoso a las residencias de funcionarios públicos, dirigentes políticos del oficialismo e infraestructuras de centros de salud, así como espera que se produzca la misma condena de parte de los voceros de gobierno ante los ataques a casas de partidos y asaltos a líderes de la sociedad democrática que hacen vida en la oposición. “No priva en el hecho político el ojo por ojo,  violencia con violencia, muerte con muerte. Es el momento del diálogo producto del resultado electoral”, insistió el diputado por el estado Lara, quien considera que este es el mecanismo más inteligente que tienen las sociedades civilizadas para desactivar las crisis políticas.

“El poder legislativo debe convertirse en el centro del diálogo nacional, convocando la institucionalidad del país a los efectos de promover la solución a la crisis política que atravesamos”, dijo, de modo que el paramento sería el factor de intermediación útil productiva en aras de la paz nacional.

Informó también el Vicepresidente de AD que el diputado William Dávila acudirá este jueves al Ministerio Público para presentar la denuncia correspondiente, y ser sometido a los exámenes médicos forenses de rigor para procurar determinar las responsabilidades a que haya lugar.

Por último, Zambrano expresó su solidaridad con los jóvenes larenses que permanecen detenidos “por el delito de hacer democracia activando sus derechos políticos y garantías constitucionales”.

AD Fracción Parlamentaria