Tips para domar la melena de león

Foto: Archivo

Controlar el cabello con frizz, encrespado y esponjoso es la lucha diaria de muchas mujeres. Este frecuente problema que se acentúa en los días muy secos o cuando hay mucha humedad, se produce cuando el cabello está deshidratado o dañado por su exposición constante a secadores, planchas, tinturas o permanentes.

El origen del frizz
El cabello está compuesto por un 70% de proteínas, el resto, es lípidos y agua. El problema surge cuando disminuyen los hidratantes y la grasa, lo que produce la pérdida del brillo y de la flexibilidad y en consecuencia la aparición del frizz.
El frizz no se manifiesta por igual en todas las personas. A la gente con cabello muy fino el clima seco le puede producir carga de estática, mientras que aquellos con cabello grueso padecen más el clima húmedo y tropical.

Prevenir y controlar el cabello con frizz
La primera estrategia para prevenir el cabello esponjoso es cortar las puntas cada 6 u 8 semanas, pues éstas son aliadas del frizz. También, se recomienda no hacerse cortes con navaja, porque predisponen a las puntas florecidas. Si deseas mantener un corte con capas hay que procurar mantenerlas largas para que permitan recogerlo.

Además, se debe tener cuidado al cortar los rizos, en ángulos que ayuden a definir su forma y reducir la posibilidad de frizz. Uno de los tips principales que recomiendan los profesionales es aplicarse una crema humectante sin enjuagar en el cabello húmedo, previamente mezclada con un serum de silicona. Esta combinación acondiciona y evita que se absorba la humedad que está presente en el ambiente.

Para una terapia antifrizz intensiva, aplica un tratamiento de proteínas una vez al mes. Este puede realizarse en la mayoría de los salones de belleza, donde utilizan colágeno, aminoácidos o queratina. También, puede hacerse desde casa, comprando productos profesionales que contengan proteínas entre sus principales componentes. Una receta natural muy efectiva contra el frizz es la aplicación de la yema del huevo sobre el cabello, dejándola actuar durante diez minutos y lavando como de costumbre.

Consejos útiles para evitar el frizz

- Utilizar buenos productos para lavar y acondicionar el cabello.
- No lavar el cabello diariamente
- Utilizar el secador con boquilla para direccionar con precisión el calor.
- Utilizar un cepillo redondo de cerdas naturales y mango de madera, que es antiestático.
- No abusar del uso de planchas
- No teñirse con colores más allá de dos matices más claros del color natural, pues cuanto más claro, se incrementa el frizz.
- No abusar de los tintes y decolorantes, pues el amoníaco que contienen destruyen la estructura de la cutícula capilar.
- Durante el verano, acondicionar el cabello antes de exponerlo al sol, el mar o la piscina y utilizar pañuelos o sombreros para protegerlo.

Con información de Utilisima