Zambrano: Diálogo es el único mecanismo para desactivar confrontación política

Foto Nota de Prensa

El Jefe de la Fracción Parlamentaria de Acción Democrática en la Asamblea Nacional, Edgar Zambrano, considera que en aras de favorecer un clima de paz para el país, desactivar la conflictividad política, erradicando todo síntoma de violencia, se hace necesario que Nicolás Maduro honre su palabra y la del Presidente Hugo Chávez, haciendo eficiente la voluntad expresada en disposición de diálogo en todos los escenarios necesarios.

“Así como el viernes 19 de abril manifestó ante el poder legislativo que estaba dispuesto a conversar hasta con el diablo si se necesitara, consideramos que el momento político que vive el país hace útil el diálogo con todos los factores de la vida nacional de carne y hueso, hacer el diálogo terrenal, donde padecemos día a día los escenarios de conflictividad aunado a la violencia con la intención de dañar al otro como los hechos registrados en la sede de la Asamblea Nacional, donde se suscitaron hechos de suma gravedad para la salud de esa institución ante los ojos del mundo, donde la agresividad y la violencia física sustituyeron la palabra en la casa de las leyes”, señaló el parlamentario por el estado Lara.

“Hechos como los sucedidos con los diputados María Corina Machado, Julio Borges, Dinorah Figuera, Ismael García, Eduardo Gómez Sigala y Américo de Grazia, deben ser execrados del escenario parlamentario y hacemos votos porque no se repitan en ningún escenario del país”, comentó el diputado.

Zambrano apuntó que la solución de los conflictos pasa necesariamente por el diálogo entre las partes que presentan diferentes visiones de país, y la disposición a la conversación es una característica de la sociedad democrática venezolana. Sostuvo que el reconocimiento del otro es de obligatorio cumplimiento, por mandato electoral y elemental norma de convivencia política “El Presidente Hugo Chávez dio paso al diálogo nacional luego de las elecciones del 7 de octubre y esa invitación debe concretarse en el presente, cuando las tensiones no han podido ser resueltas con posiciones radicales que en definitiva le hacen un flaco favor al país. Es imperativo el cese de toda manifestación direccionada hacia la instigación al odio, a la confrontación entre venezolanos, haciéndose indispensable construir los capítulos que sean necesarios para abordar todos los mecanismos productivos para darle finiquito a la violencia, a la persecución política y judicial”, afirmó.

Para un diálogo sincero, sostiene el Vicepresidente del partido blanco, es importante que se vaya sin condiciones. “Sin excepción alguna, todos estamos sometidos al imperio de la ley en el marco de la Constitución, y es así como debemos entender las partes el establecimiento del diálogo que podrá dar paso al entendimiento con respeto a la diversidad y la pluralidad; no es con una bayoneta entre pecho y espalda el modo para dibujar el país en la arquitectura del entendimiento donde la primacía sea el don de la palabra, el compromiso serio, el acuerdo útil, como lo solicitan más del 78 por ciento de los venezolanos cuando indican que el único camino posible es el entendimiento racional y civilizado”, apuntó.

En este sentido agradeció el ofrecimiento de la Conferencia Episcopal Venezolana, quien ofreció su mediación para garantizar el diálogo en el país. “Recibimos este gesto con beneplácito y reiteramos nuestra plena disposición a conversar, y vemos con muy buenos ojos esta posible participación de la Iglesia Católica”.