“Plan de seguridad busca privilegiar el factor represivo sobre el preventivo”

FOTO AVN

El plan de seguridad militarista denominado Patria Segura genera más incertidumbre que tranquilidad. ¿Estarán realmente los militares en las calles para combatir la delincuencia? Es la interrogante más común entre los venezolanos. Y es que en su inicio se desplegó un contingente de tres mil efectivos militares del Ejército y la Guardia Nacional en la Gran Caracas y a partir del lunes estarán militarizadas las calles en los estados Zulia, Lara y Carabobo.

Roberto Briceño León, sociólogo y director del Observatorio Venezolano de la Violencia, responde de manera categórica a esta interrogante. “Más allá de controlar el delito se busca el control político de la sociedad. El propósito de este plan es frenar las protestas y controlar a la oposición. Lo que se busca es mantener intimidada a la población para adelantarse a una posible explosión social ante el desabastecimiento, la inflación, la inseguridad”.

Con este, son 20 los operativos de seguridad implementados durante la era chavista y, según Briceño León, este plan lanzado por Nicolás Maduro busca privilegiar el factor represivo sobre el preventivo, siendo absolutamente contrario a los 19 planes desarrollados en el pasado por Hugo Chávez, aunque siempre existió un grado de militarización en la seguridad.

Un civil más militarista

¿Termina siendo más militarista Maduro que Chávez? La respuesta es peligrosamente afirmativa. “La percepción en la población es que Maduro no tiene fuerza ni don de mando y por eso necesita demostrar fuerza con una respuesta más militarista que el propio Chávez”.

Más información en el diario La Verdad.