Cinco detenidos por desfalco al Fondo Chino (Video)

 

(foto VTV)

El Presidente de la República, Nicolás Maduro, informó este lunes que a través del dispositivo anticorrupción que lleva adelante el Gobierno Nacional fueron capturados cinco funcionarios que hicieron un desfalco de 84 millones de dólares al Fondo Chino-Venezolano y al Banco de Desarrollo Económico y Social de Venezuela (Bandes).

“Así como éste, esta semana vamos a dar otra sorpresa (…) O es la corrupción o es la patria”, dijo  durante un acto en el estado Amazonas.

La agencia Reuters reseñó que autoridades venezolanas detuvieron a cinco funcionarios por el desfalco de 84 millones de dólares provenientes de un millonario fondo formado entre el país sudamericano y China, dijo el lunes el presidente Nicolás Maduro, quien encabeza una guerra contra la corrupción buscando relanzar la imagen de su Gobierno.

El mandatario no precisó la identidad de los capturados, pero dijo que se desempeñaban en el Banco de Desarrollo Social (Bandes), entidad pública que administra los recursos provenientes del crédito chino.

“En continuidad de todos los golpes que venimos dando, luego de una investigación de varias semanas, en este momento ya tenemos cinco personas capturadas y detenidas en allanamientos que acabamos de realizar en Caracas vinculados al desfalco de 84 millones de dólares al Fondo Chino y al Bandes”, dijo Maduro durante un acto público desde el sureño estado Amazonas.

El Banco de Desarrollo Chino (BDC) ha prestado a Venezuela unos 36.000 millones de dólares desde el 2007 para proyectos sociales y de infraestructura y negocia la reposición de uno de los créditos por 4.000 millones de dólares adicionales, aparte de otros financiamientos para sectores como petróleo y minería.

China es el principal acreedor de la deuda suscrita por Venezuela.

“Aquí no hay intocables, vamos con todo contra la corrupción: sea corrupción que se ponga una boina roja o de la burguesía fascista amarilla”, agregó Maduro en relación al partido de Gobierno y al de oposición Primero Justicia.

Desde su asunción tres meses atrás, el presidente ha encabezado una “guerra contra la corrupción” con una serie de detenciones de funcionarios en empresas estatales, organismos públicos y ministerios, aunque las capturas no han alcanzado a ningún ministro o peso pesado del partido de Gobierno.

Con su popularidad golpeada por la alta inflación, la escasez y la delincuencia, el sucesor del fallecido Hugo Chávez busca enarbolar la bandera de la lucha anticorrupción luego de que su ajustada victoria en abril no le permitiera la luna de miel de la que gozan los mandatarios recién electos.

Otros funcionarios del Bandes, como su vicepresidenta María González, están en el ojo de la tormenta luego de que fiscales estadounidenses la involucraran, junto a otras tres personas, en un esquema de pago de sobornos por los que se habría embolsado ilegalmente más de 5 millones de dólares.

En su reporte del año pasado, la organización Transparencia Internacional colocó a Venezuela por segundo año consecutivo como la nación sudamericana donde se percibe más corrupción.

Poco después de su tercera reelección en octubre, Chávez reconoció que la ineficiencia pública era la mayor traba para su proyecto socialista y creó un cuerpo de inspectores para investigar denuncias de corrupción y supervisar proyectos bajo la consigna “eficiencia o nada”.

Aunque el ex presidente enfrentó varios escándalos de este tipo, como una extendida mafia en el programa de alimentos de la petrolera estatal PDVSA o la detención de un empresario venezolano con un maletín lleno de dólares para supuestamente financiar la campaña de la presidenta argentina Cristina Fernández, apenas afectaron a su popularidad, informó Reuters.

Video cortesía VTV