Fuerte tiroteo en Vista Hermosa ratifica crisis carcelaria

Publicado en: Destacados, Nacionales, Regionales

La reyerta en el Internado Judicial de Ciudad Bolívar que se había registrado más recientemente era el choque entre reclusos de este centro penitenciario y presos que habían sido trasladados desde la cárcel de Tocorón (Aragua) en abril, publica Correo del Caroní.

Carolina Maffia
Foto Archivo

Un intenso tiroteo ayer por la tarde en el Internado Judicial de Ciudad Bolívar, conocido como cárcel de Vista Hermosa, pusieron en tensión a quienes habitan en las adyacencias.

El sonido de las detonaciones duró más de una hora consecutiva. La balacera se produjo mientras en el penal permanecía la acostumbrada visita dominical.

“Fue alrededor de una hora lo que duró la balacera. Se escucharon tres estallidos, presuntamente de bombas molotov”, informó el secretario de Seguridad Ciudadana y comandante de la Policía del estado Bolívar, Julio César Fuentes Manzulli.

La situación irregular se presentó debido a la negativa de la directiva de la penitenciaría de efectuar el traslado al centro hospitalario Ruiz y Páez de un reo enfermo, identificado como Jesús Martínez, quien presentaba problemas respiratorios.

El interno, de acuerdo con algunos familiares de la población penal, permaneció más de cuatro horas esperando por el traslado que nunca llegó, lo que provocó el descontento del resto de los privados de libertad que decidieron abrir fuego contra las garitas.

Se comentó que aparte que no recibir la inmediata atención, el preso también fue objeto de maltratos y humillaciones por efectivos del cuerpo castrense que está a cargo del resguardo del recinto carcelario.

A raíz de esta situación surgieron diversas versiones a través de las redes sociales, donde incluso se habló de la fuga masiva de privados de libertad, así como de la muerte del líder de este penal, Wilmer Brizuela, alias el Wilmito, además de varios heridos. Esto fue descartado. Ya pasadas las 7:00 de la noche la tensión disminuyó en el establecimiento carcelario.

Aunque se hablan de cuatro lesionados, hasta el cierre de esta edición no hubo parte oficial de víctimas. Abogados penalistas indicaron que hasta anoche no había reporte de ningún recluso muerto o herido.

Angustia vecinal
Las ráfagas de disparos provenientes del interior de la cárcel pusieron en alerta a los residentes del sector Vista Hermosa en la ciudad capital. La tensión e incertidumbre se hicieron presentes, y con ello, diversos rumores tejidos en torno al hecho; entre ellos fuga de presos y heridos dentro y fuera del penal.

La constante movilización de comisiones de la PEB y Guardia Nacional, quienes de manera inmediata acordonaron las inmediaciones de la penitenciaría, permitió que aumentaran las tensiones.

En segundos, algunos parientes de los reos que decidieron salir de la visita, y permanecieron en sus cercanías con la angustia reflejada en sus rostros. Zozobra que también vivieron los vecinos de la urbanización por varias horas, en la misma medida que escucharon las detonaciones.

“Mientras tenga en mis manos”

“Señores de Ciudad Bolívar estoy claro que muchos quieren verme muerto pero lamento que Dios todavía nos les conceda ese deseo todavía. Quizás algún día llegará pero déjenme aclararles a todos que mientras yo, Wilmer Brizuela, tenga en mis manos cómo defender la paz y la tranquilidad de todos mis compañeros de Vista Hermosa lo haré como sea necesario. No dejaré que nada ni nadie perturbe la tranquilidad de todos. La paz seguirá en toda Ciudad Bolívar como se ha venido haciendo todos estos días atrás. Soy un hombre de palabra y mis ideales seguirán adelante, me mantengo y me mantendré firme y digno como los guerreros que han conquistado este universo, att. Wilmer Brizuela…”.

, ,

Comments are closed.