Voluntad Popular exige que le concedan una medida humanitaria a Iván Simonovis

El deterioro de la salud de Iván Simonovis Aranguren es producto de las condiciones infrahumanas en que se encuentra. Considerando no solo esta situación, sino que el ex comisario es uno de los presos políticos más representativos de este régimen, y que cumple una sentencia arbitraria de 30 años de prisión dictada desde Miraflores, Voluntad Popular exige le sea concedida una medida humanitaria.

Rafael Veloz García, responsable nacional del Movimiento Gremios de VPA, asegura que “la persecución política y el ensañamiento gubernamental del cual ha sido víctima, es absolutamente violatorio de sus Derechos Humanos; las torturas físicas y psicológicas que sistemáticamente le han aplicado desde noviembre de 2004 cuando fue detenido ilegalmente en Maracaibo, son condenatorias en cualquier otro país donde exista una verdadera democracia. Sin embargo, en Venezuela, aunque haya sido denunciado una y otra vez tanto por los familiares, abogados defensores y organizaciones de derechos humanos continúan las violaciones al estado de derecho del ex comisario”.

El estado de salud de Simonovis se ha agravado a tal punto que fue necesario trasladarlo de la cárcel de Ramo Verde al Hospital Militar “Carlos Arvelo”, luego que sus condiciones físicas empeoraran el viernes pasado. Los médicos que lo atendieron, confirmaron que el ex funcionario policial padece una “peritonitis biliar aguda con gangrena vesicular”, patología que es de suma gravedad y cuyo tratamiento requiere de una intervención quirúrgica de emergencia.

Por los motivos expuestos y fieles a los propósitos de nuestra organización, Veloz García solicita que se le otorgue de inmediato al ex comisario Iván Antonio Simonovis Aranguren, una medida humanitaria en acción de justicia que lo deje en plena libertad. Dicha petición se fundamenta en los principios establecidos de nuestra Constitución Nacional, la cual en su artículo 1 en forma clara y explícita establece: “La República Bolivariana de Venezuela es irrevocablemente libre e independiente y fundamenta su patrimonio moral y sus valores de libertad, igualdad, justicia y paz internacional en la doctrina de Simón Bolívar, el Libertador. Son derechos irrenunciables de la nación, la independencia, la libertad, y la soberanía”.

El dirigente progresista aseguró que “también nos apoyamos en el artículo 502 del Código Orgánico Procesal Penal, y en los artículos 5 y 25 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos que convienen un trato humanitario para quiénes privados de libertad o no, necesiten asistencia por su delicado estado de salud; pero inclusive desde un ámbito exclusivamente humanitario, y de acuerdo al artículo 500 del referido Código el cual contempla para aquellos penados y penadas que hayan cumplido, por lo menos, una cuarta parte de la pena impuesta”.

El representante de la tolda naranja considera que esta medida debe ser concedida una vez que Simonovis sea dado de alta del Hospital Militar. “Es necesario que él se establezca en su hogar, con el fin de poder ser tratado debida y oportunamente en el sitio más conveniente, para que no solo recupere su salud, sino continúe viviendo en paz en unión familiar como tantas veces ha venido siendo demandado, particularmente cuando en los más de 7 años que lleva privado de su libertad se han otorgado más de 4.000 medidas humanitarias en Venezuela”.