Eveling de Rosales exige a Pdvsa la cancelación de Bs. 650 millones por regalías petroleras

Archivo

La alcaldesa de Maracaibo y abanderada por la Mesa de la Unidad Democrática (MUD), Eveling de Rosales, anunció este sábado que envió una comunicación al presidente de la República, Nicolás Maduro, donde solicita la cancelación de 650 millones de bolívares por concepto de regalías petroleras adeudados a la capital zuliana, para seguir invirtiendo en programas sociales y obras, todas dirigidas al pueblo.

Precisó que en esa misiva enviada al presidente Maduro, le pidió en nombre de todos los habitantes de Maracaibo, de gente pujante y trabajadora, que intervenga para que Petróleos de Venezuela (Pdvsa) pague estas regalías, las cuales no se han honrado al municipio desde que ella es alcaldesa.

“A mí no me interesa que el presidente Maduro o el gobernador Arias Cárdenas me levanten la mano. No me hace falta ese tipo de acto político. Soy una mujer capaz y luchadora como para ganarme el respeto y la confianza del pueblo yo sola”, agregó.

En su visita a la parroquia Juana de Ávila, hizo hincapié en que una ciudad se gana con trabajo, propuestas, ideas y planteamientos, pues “la verdadera revolución la hace el pueblo, al satisfacerlos en sus necesidades alimenticias, mejoras de vivienda, entrega de tanques y de becas a los estudiantes, en una acción diaria y constante”.

Enfatizó que si existe hambre y no hay alimento; enfermedades y no hay medicamentos; o ignorancia y no se respetan los derechos elementales de los ciudadanos, de qué sirve la democracia.

“La democracia se convierte en una cáscara vacía, cuando no se satisfacen esas necesidades. Por ello, la democracia se defiende con votos, con trabajo y sin tener miedo. Venciendo los temores y conquistando lo que le corresponde a cada entidad”, recalcó.

Resaltó que el Gobierno nacional tiene los recursos para dárselos a los municipios con responsabilidad y de manera institucional, por ello debe cumplirle a los ciudadanos transfiriendo los montos que por justicia requieren las localidades venezolanas.

Prensa ETR