Amenazado Juan Valdez

La empresa Starbucks anunció el lunes la apertura de su primer local en Colombia, donde deberá enfrentar los retos de competir con la popular cadena local Juan Valdez. AP

La cadena, con sede en Seattle, Estados Unidos, indicó que abrirá su primera tienda en el primer semestre del 2014 y operará a través de una alianza con su franquicia en Latinoamericana, la mexicana Alsea, y la empresa colombiana, Grupo Nutresa.

“Es un honor para nosotros llevar la experiencia Starbucks y el mejor café colombiano a este importante y creciente mercado”, dijo Howard Schultz, presidente de Starbucks, citado en un comunicado español de la empresa.

Schultz, quien se reunió en la jornada con el presidente Juan Manuel Santos en la casa de gobierno en Bogotá, agregó que se sentiría defraudado si en un plazo de cinco años ya no tuvieran en Colombia al menos 50 tiendas.

Indicó que no podía especificar cuánto café colombiano compraría para la tienda, cuya ubicación no fue revelada.

“Estamos ubicando las mejores ubicaciones…estamos haciendo los análisis de precios” de la venta de los cafés en esta nación andina, dijo a su turno Alberto Torrado, de Alsea, quien estuvo con Schultz en una conferencia de prensa conjunta al hacer el anuncio.

Starbucks, que opera en 62 países del mundo, encara grandes retos en Colombia, de 47 millones de habitantes y una larga historia cafetera y desde el 2002 con su propia red de cafeterías bajo el sello Juan Valdez, que ya suman más de 200 locales dentro y fuera del país, como las que funcionan en los aeropuertos de Miami y Nueva York, así como en Ciudad de México, Santiago de Chile, Lima y Madrid.

La red de cafeterías Juan Valdez fue creada en asociación con la Federación Nacional de Cafeteros de Colombia, que reúne a unas 560.000 familias dedicadas al cultivo de ese grano en el país.

Ya Starbucks es cliente de la Federación porque en sus tiendas vende café de Colombia, pero también de otros países productores, mientras que Juan Valdez sólo ofrece café colombiano.

“La competencia de Starbucks en territorio *Juan Valdez* no le tenemos miedo, claro habrá que ir revisando la estrategia”, dijo en diálogo telefónico Luis Genaro Muñoz, gerente de la Federación de Cafeteros. Indicó que ya Starbucks compra alrededor de 400.000 sacos de café colombiano, cada uno de 60 kilos, y esperan que esa cifra crezca a un millón de sacos en unos cinco años en razón del crecimiento de la firma de Seattle. “Vemos con tranquilidad la entrada de la competencia…la fidelidad es parte del secreto” a Juan Valdez, agregó.

En el norte de Bogotá, Rafael Reyes, un administrador de 41 años, dijo sentado en una de los locales Juan Valdez que probaría por curiosidad el café en Starbucks. “Starbucks no lo he bebido porque no he salido fuera del país, aquí en Colombia si iría por conocerlo una vez. Creo que entre más competencia mejor”, dijo Reyes cuando bebía un “tinto” o como llaman aquí un café negro. Pero, añadió soboreando la bebida, “seguiremos firmes con el café colombiano de Juan Valdez”.