Iglesia católica en Austria sigue perdiendo adeptos

ARCHIVO

La iglesia católica en Austria continuó perdiendo adeptos en 2012 aunque menos que en los dos años anteriores, según los datos oficiales publicados este martes.

En 2012 la iglesia austriaca perdió 52.425 fieles, indicó la agencia de prensa católica Kathpress, un poco menos que en 2011 (59.023).

Entre 2009 y 2012, más de 250.000 personas dejaron la iglesia católica. El máximo histórico de salidas se registró en 2010, con 85.960 personas que decidieron abandonar la institución tras la revelación de una serie de escándalos sexuales en las instituciones religiosas.

A pesar de ello, el 31 de diciembre de 2012 Austria tenía todavía 5,36 millones de católicos en una población total de 8,43 millones.