Evo insta a respetar resultados tras victoria de Maduro en Venezuela

(Foto AP)

El presidente de Bolivia, Evo Morales, instó el domingo a respetar los resultados de las presidenciales de Venezuela, tras el ajustado triunfo del candidato oficialista Nicolás Maduro frente al opositor Henrique Capriles, quien no reconocerá la derrota hasta el recuento total de votos.

“Latinoamérica, el continente va liberándose en base al voto, Latinoamérica va triunfando en base a la consciencia del pueblo, y los resultados se respetan”, dijo Morales en una improvisada rueda de prensa en Tarija, extremo sur del país.

El gobernante boliviano, firme aliado del fallecido mandatario venezolano Hugo Chávez, aludió implícitamente a la negativa de Capriles de no reconocer la estrecha victoria de Maduro hasta que el Consejo Nacional Electoral (CNE) haya efectuado el recuento total de sufragios.

Según el órgano rector, Maduro -delfín de Chávez- logró el 50,66% de los votos frente al 49,07% de Capriles, una estrecha diferencia de 235.000 papeletas.

“Pese a las diferencias, el pueblo decide y el pueblo venezolano ha decidido para que la revolución boliviariana de Venezuela continúe. Y no es solamente un triunfo de la revolución bolivariana, sino también un triunfo de Latinoamérica”, enfatizó Morales.

A pesar del ajustado resultado, “este triunfo demuestra que frente al sometimiento, al saqueo del imperialismo, del capitalismo, los pueblos se manifiestan democráticamente para rechazar el saqueo a nuestros recursos naturales”, aseguró el mandatario.

Morales extendió una calurosa felicitación “al hermano Maduro y a su pueblo revolucionario”.

“Los países definidos antiimperialistas, con este triunfo de Maduro, consolidan y se fortalecen”, así como bloques regionales como Unasur (Unión de Naciones Suramericanas), Celac (Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños) y el ALBA (Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América), de los que Chávez fue “gran impulsor”.

El gobierno de Morales recibió hasta hace tres años una fuerte ayuda de Venezuela con la financiación de un programa asistencial denominado “Bolivia cambia, Evo cumple”.

Un reciente dato oficial establece que Bolivia tiene una deuda bilateral de 165 millones de dólares con Venezuela, especialmente por la compra de gasóleo.

rb/spc