Para Hinterlaces es un “récord guinness” caída vertiginosa de popularidad de Maduro

Foto: EFE

El director de Hinterlaces, Oscar Schemel, aseguró que según las proyecciones que tenían todas las encuestadoras respetables del país, Maduro tenía en su comienzo de campaña una brecha a su favor de 18%. Sin embargo, las mismas encuestadoras registraron una caída vertiginosa de la popularidad de Maduro en las dos semanas que duró la campaña.

La interpretación de la data podría sugerir que la brecha se cruzaría la semana siguiente, pero no se puede acusar a las encuestadores de haber fallado en proyecciones”. El futuro inmediato es cambiante, lo que ocurrió ayer se venía observando pero la velocidad con la que ocurrió no era predecible, fue un récord guinness.

“En dos semanas de 18% la brecha disminuyó a entre 8 y 9 por ciento, en ese momento se notó que Maduro estaba bajando en las encuestas y tenían que cambiar la estrategia, pero no lo hicieron”, dijo Schemel.

Para el director de Hinterlaces estos fueron los errores que tuvo el oficialismo:

1-      Haber abandonado el luto. Se pasó de un tono fúnebre del luto a un tono electoral casi festivo, ese es una de las principales errores de la campaña.

2-      Haber querido crear una imagen acelerada de Nicolás Maduro, en el clima de inestabilidad que ocasionó la muerte de Chávez, los venezolanos estaban esperando certezas, no ambientes de inestabilidad. Ellos querían percibir en el hijo de Chávez a alguien con capacidad para gobernar, estaban esperando certezas en el campo económico.

3-      No hubo una estructura de discurso que permaneciera en toda la campaña electoral.

4-      Estuvo en medio de un clima de deterioro de la visión positiva del país que atravesaba por desabastecimiento, desempleo, problemas eléctricos, etc.

5-      Maduro le prestó mucha atención a Capriles. Maduro montó en el ring a su adversario, le prestó mucha atención.

Por otro lado la oposición capitalizó el descontento de los oficialistas; sin embargo, Schemel resalta que la oposición tiene votos pero todavía no es vista como una alternativa. “Lo que tiene que hacer en este momento es acentuar el descontento mientras construye una idea que la convierta en alternativa”, apuntó.