Estaba ebrio y su hijo de siete años manejó el carro

La Policía australiana sorprendió al menor y al papá cuando iban en el vehículo.

El menor conducía debido al alto estado de embriaguez en el que se encontraba el adulto, informaron medios locales.

Los agentes detuvieron el vehículo a las tres de la madrugada por circular sin las luces encendidas por la zona turística de Surfers Paradise, en el noreste del país, cuando se dieron cuenta que quien estaba frente al volante era un niño.

El padre, que estaba borracho sentado en el asiento del copiloto, fue sometido a una prueba de alcoholemia en la que triplicó el nivel permitido.

El hombre, de 41 años, ha sido acusado por manejar de forma peligrosa un vehículo motorizado y por estar a cargo del cuidado de un menor bajo los efectos del alcohol, según la agencia local AAP.

El niño se encuentra actualmente bajo el cuidado de otros familiares.

EFE