Ignacio Gainzarain: Señor Mires, ¡más criminal podría ser usted!

Hay quienes piensan, con todo el derecho de hacerlo, que no votar es no colaborar con un Régimen que se limpia la cara con nuestra participación mansa en elecciones controladas.Yo creo que el 8D es una elección con dos banderas: “votar donde sabemos que ganamos con todo y el fraude; y en los municipios donde el Régimen gana por el fraude, llamar a la abstención local, revocatorios de los diputados del régimen, y recolección de firmas para una reforma parcial de la Constitución que incluya el cambio del sistema electoral”.

Para el Sr. Fernando Mires, (que vive cómodamente instalado en Alemania, país donde casi todo funciona) uno es, políticamente hablando, un seudo-criminal: “…..Abstenerse de votar, en cambio, es aceptar una derrota cuantitativa y cualitativa a la vez. De ahí que la prédica del abstencionismo, bajo las condiciones que vive Venezuela, es, se quiera o no, un acto políticamente criminal. Tanto o más criminal —esta es la tercera razón— si se tiene en cuenta que el 8 de Diciembre la oposición tiene, si las cosas se hacen medianamente bien, todas las posibilidades de obtener la mayoría nacional de los votos….”. Una suerte de plesbicito ya vivido en el año 2010 cuando se ganó en votos la Asamblea Nacional y quedamos con un poco más del 40% de los diputados.

Extraña que el Sr. Mires no encuentre criminal a un sistema hecho para torcer la “voluntad popular”, ó, peor aún, a grupos políticos de la “oposición” que no dicen la Verdad sobre el sistema que decide, nada más y nada menos, las autoridades del Estado de una nación.

Es evidente que el Sr. Mires no sabe que Capriles perdió el 14A en más de 240 municipios (de 335). Por tanto, eso de que “.. la oposición tiene, si las cosas se hacen medianamente bien, todas las posibilidades de obtener la mayoría nacional de los votos”, no se traduciría en que ganaría la mayoría de las alcaldías, y mucho menos, la mayoría de los Concejos Municipales (recordar 16D, Capriles y Falcón ganan gobernación y pierden Asambleas Legislativas).

Agrega, el neo-inquisidor, en su análisis: “…. Ahora, precisamente el hecho de que Capriles y la MUD hayan cuestionado los resultados de las elecciones presidenciales, ha dado nueva vida a la peligrosa tendencia abstencionista que siempre se mantiene latente dentro de la oposición. De ahí a pedir el boicot a las elecciones de alcaldes que tendrán lugar el ya muy próximo 8 de Diciembre, hay un solo paso. Quienes defienden el abstencionismo apelan esta vez a cierta lógica formal. Si hubo un gran fraude en las elecciones presidenciales, arguyen, habrá otro igual en las de alcaldes. De acuerdo a esa lógica, la letra B debe seguir a la letra A. Lo que, sin embargo, no logran entender es que la lógica de la política no es formal y en ella la B no sigue necesariamente a la A. Después de la A puede en política venir la C , la D o la Z. Todo depende de como se van dando las cosas”.
Lo anterior lo pueden leer en el artículo del Sr. Mires, titulado VENEZUELA: Elecciones, el único camino” (ver *1).
Por otro lado, para el “Rey del Micrófono”, el también culto y mesurado pensador, Ramón Guillermo, estamos a la puerta de la caída del Régimen, por lo cual no entiende por qué le reprochan su tranquilidad de calle y su “cooperación paciente” con las reglas establecidas para votar: “Hay personas a quienes no les gusta mi manera de ser porque me quisieran imprudente. Pero (Max) Weber, decía que ‘pasión, sentido de la responsabilidad y mesura son las cualidades imprescindibles del político. Y a eso nos debemos’. Entrevista publicada por El Universal, domingo 30 de junio, titulada “Los chavistas enchufados saben que esto se va a terminar” (ver *2).
La historia tiene cantidad de ejemplos donde la “no cooperación” ha sido la base de la caída de un grupo hegemónico en el poder. Por ejemplo, Gandhi en su etapa de abogado formal, respetuoso del imperio de la ley, no abogó por la no cooperación. Creía en que la institucionalidad se impondría. Esa fue la experiencia en Sudáfrica, donde al final se impuso la eliminación de la obligación que tenían los “indios” de portar en las calles carnets visibles de identificación.
Pero el camino que emprendió en su patria lo llevó finalmente a invocar la “no cooperación con un sistema injusto”. Más aún, cambió el traje “inglés” por la indumentaria local, que sea dicho de paso, la hacía el mismo. Y en su reflexión, reconoció que esa decisión le costó, entre otras cosas, porque el no tenía nada contra los obreros ingleses.
Por otro lado, en esa época se produjo la afrenta del nacionalsocialismo alemán al mundo, y se resolvió mediante la gran guerra. Todo lo contrario a la prédica de Gandhi. Sin embargo, en ambos casos, el liderazgo no vaciló en llegar hasta las últimas consecuencias.Y ojo, lo que produjo el cambio en ambas experiencias históricas fue la “no cooperación” con el invasor o el colonizador.

Sin desmerecer al Sr. Mires y al “Rey del Micrófono”, creo conveniente decirles que para que las elecciones sirvan hay que convertirlas en una verdadera lucha, que para que los “enchufados” se vayan, hay que tener una calle realmente intensa, y que para que Capriles o la MUD se crean dueños de los votos, deberán ser líderes de verdad.
Ahora, desmenucemos la lógica detrás de tan emblemáticos pensadores.
Sr. Mires, en su ejemplo, A (participar mansamente) ha implicado B (perder donde el Re?imen quiera). El sistema está diseñado para que B sea su verdadera naturaleza, que no es otra que “nosotros decidimos donde ganan ustedes, donde pierden, y lo más grave, que pierden”. Esa fue la experiencia del 7O, del 16D, y del mismo 14A. Todo está calculado para que una vez producido el robo importante, la desmoralización haga su trabajo en la siguiente fecha. Dos elecciones el año pasado, y dos este año, y ambas con el mismo patrón: te robo la elección clave, luego aprovecho la desmoralización y otros detallitos y arraso en la otra, y en paralelo sigo conquistando otros premios anhelados, como ocurrió este año con la compra de medios claves del sistema de comunicación social (Globovisión, la Cadena Capriles, ¿El Universal?).
Ahora bien, ¿Qué condiciones de entorno pueden explicar la política de los señores de la MUD, en cuanto a que “participar mansamente” con este sistema electoral que te roba elecciones, no es una contradicción política profunda?.
En otras palabras, que cooperar con un sistema electoral perverso es algo políticamente razonable, “porque algo está pasando en el país político, porque pronto algo va a desenchufar a los mafiosos del Poder Real”.
En su ejemplo, A si implica B, pero ojo, B no debe implicar “C” (seguir cooperando con el CNE) ni “NV” (No Votar), opción que usted dice que es promovida por los “criminales”. Ese reduccionismo con el cuál quieren enmarcar a los ciudadanos que objetan al mejor sistema electoral del mundo, es un error táctico, y peor aún, estratégico. Ustedes, sin querer queriendo, abonan el terreno de la necesaria depuración del liderazgo opositor.
Los grupos objetores del “mejor sistema electoral del mundo”, fueron invisibilizados por el “Rey del Micrófono”, el candidato, y el Cascarón llamado MUD-Comando SB. Y además, Sr. Mires, antes de seguir opinando a distancia, sería interesante que mostrara los llamados, tanto el 7O como el 14A, a la abstención por la abstención misma.
Las Ong’s y personas que alertaron sobre esta materia no llamaron a no votar. Llamaron a “no cooperar”, llamaron a definir un formato de participación activa, antes, durante y después del propio día de la elección. Llamaron a que nazca la “rebelión de los corderos”, ésos que se cansaron de ver, por ejemplo, que no se exija la inmediata eliminación de la Captahuella, la auditoría del Registro Electoral, la eliminación de las Laptops en la entrada de los centros, la prohibición de militares activos como miembros de mesa.
Ah, pero a esto, la MUD le pasó por encima. Peor aún, participó en todas las auditorías guiadas del CNE, y firmó que todo estaba bien. Y fue a última hora, probablemente por la asesoría de JJ Rendón, que el candidato se tuvo que medio montar en la ola de la“elección robada”, aunque luego, en el Momento de la Verdad (17 de abril), haya “reculado” tal y como lo dijo correctísimamente María Corina Machado.
Ahora bien, si el candidato tuvo miedo de hacer realidad la marcha convocada por el mismo para el 17 de abril, entonces que se aparte a un lado, y permita que surjan nuevas expresiones del liderazgo, ya sea al estilo Gandhiano, o al mejor estilo de las protestas de las primaveras que están sacudiendo a gobiernos del tercer mundo.
No puede ser que la política de RGA (MUD), según lo escuchado a MCM, sea que nos quedemos sentados para ver como la “crisis” erosiona y destruye a las mafias del Régimen, ésas que por cierto, están logrando que nuestro querido Jaua se reúna con los dos Imperios (económico y religioso), y que hoy están en la antesala a la reunión Obama – Maduro, una vez consumada la reunión Maduro – Santo Padre.
Kerry – Jajaua

Y mientras tanto, ¿que los ciudadanos participen una vez más, cual “corderitos”, en las municipales?

A (Participar con este Sistema electoral) implica B (fraude en espacios claves), y ello puede implicar “C” (seguir cooperando con el CNE) ó “NC” (no cooperación con el CNE).Hasta ahora Sr. Mires, el liderazgo nos ha obligado a que A y B sigan implicando “C”. Pero llegó la hora de que A y B impliquen “NC”, y la No Cooperación será tanto con el CNE, como con los actores que sigan llamando a “participar mansamente”.

Por todo lo anterior, políticamente hablando claro, más criminal podría ser la promoción de la esperanza que nos mantiene sumisos, encadenados y desmovilizados.

Ya estamos cansados de victorias “pírricas” como las de la elección de diputados, la alcaldía metropolitana, o la famosa consulta de la reforma constitucional.

En resumidas cuentas, Sr. Mires, más criminal podría ser la propuesta de usted.

@igaztelu
Enlaces: