Dos nuevos imputados en España por venta millonaria de ocho buques militares a Hugo Chávez

El caso de la comisiones millonarias de Navantia en la venta de ocho buques militares a Hugo Chávez ha sumado dos nuevos imputados de gran relevancia: Juan Pedro Gómez Jaén, presidente de los astilleros públicos cuando se firmó el contrato con Venezuela, en 2005, y el que fuera su director comercial, Jesús Arce.

ABC / Javier Chicote

La juez Rosario Espinosa los acusa de un delito de malversación de caudales públicos por aprobar las abultadas comisiones que la empresa pública pagó a la empresa caraqueña Rebazve Holding Ltd.. De los 43 millones de euros que recibió esta intermediaria, doce fueron a parar a los dos primeros imputados del caso, Javier Salas Collantes, presidente del Instituto Nacional de Industria (INI) entre 1990 y 1995, y su socio Antonio Rodríguez Andía, expresidente de la naviera pública Transatlántica. En este caso, la juez los acusa de tráfico de influencias y delito fiscal.

Una fuente interna de la propia Navantia asegura a ABC que la verdadera labor del intermediario venezolano era el reparto de comisiones en España y Venezuela. Tal y como reveló este diario, de los 43 millones de euros (en torno al 3,5 por ciento del total de la venta), doce fueron a una sociedad mercantil de Antonio Rodríguez Andía, quien, a su vez, pagaba seis a Salas Collantes, gestor de empresas públicas en los gobiernos de Felipe González —entre ellas los astilleros que hoy son Navantia, de ahí el posible tráfico de influencias— y hombre de la confianza del entonces ministro Carlos Solchaga. Son estos doce millones de euros los que la Justicia trata de recuperar ahora, ya que echar mano a los 30 que no volvieron de Venezuela se presenta más que complicado.

Más información en ABC.