Denuncian premeditación en juicio que se le sigue a la jueza Afiuni

Archivo

El juicio de la exjueza María Lourdes Afiuni fue suspendido y reiniciado gracias a la concertación entre el Tribunal 17° de Juicio, a cargo de la jueza Marilda Ríos, y los representantes del Ministerio Público, publica El Impulso.

La abogada defensora de la ex “presa política”, Thelma Fernández, expresó su convencimiento en que la medida que anuló un año de audiencias en un proceso que estaba a punto de culminar, fue coordinada y premeditada por el juez y los fiscales para no declarar la inocencia de Afiuni, y no dejar en evidencia el montaje judicial del que habría sido objeto.

“Estoy cien por ciento segura, no me cabe la menor duda de que actuaron como delincuencia organizada”, expresó la jurista.

La decisión fue tomada el pasado martes, cuando se esperaba la reanudación del proceso oral y público que comenzó en noviembre de 2012, en ausencia de la acusada. Se tomó como base el artículo 320 de Código Orgánico Procesal Penal, que establece que “si el debate no se reanuda a más tardar el décimo sexto día después de la suspensión, se considerará interrumpido y deberá ser realizado de nuevo, desde su inicio”.

Pero, a la luz de los antecedentes y la lógica, la abogada asegura que no hubo casualidades en la conjunción de estas circunstancias, sino causalidades muy bien dirigidas.

“El tribunal osadamente fijó la fecha de la audiencia para el miércoles 23, que era el decimosexto día hábil desde la última sesión, es decir, la última oportunidad de reanudación. No es usual, porque los tribunales se cuidan de no incurrir en estos casos, precisamente para no perder lo adelantado. Nosotros aunque sospechamos la intención, no pusimos reparo porque a todas las audiencias había acudido representación del Ministerio Público, pero esta vez no fue así”, explicó Fernández.

Agregó que al solicitar a la secretaria del despacho judicial notificar a la Fiscalía General de la República para que enviaran a un representante, esta no lo hizo y en cambio anunció a la defensa la decisión de interrumpir el proceso.