Jerusalén se paraliza por una histórica tormenta de nieve (Fotos)

Foto AFP

La ciudad de Jerusalén, situada en una colina, estaba paralizada este viernes por una tormenta de nieve “histórica” que llevó al alcalde a pedir ayuda al ejército para socorrer a los conductores atrapados.

“Luchamos contra una tormenta de una violencia poco habitual”, declaró en un comunicado el alcalde Nir Barkat.

El espesor de la nieve en la Ciudad Santa alcanzaba los 37 centímetros y en otras zonas de la periferia la capa es todavía más espesa.

“Es histórico”, indicó el meteorólogo Sharon Wexler a la emisora de radio pública.

Las temperaturas alcanzarán como máximo 2ºC este viernes y caerán durante la noche. Se espera que la nieve, que comenzó a caer el jueves, permanezca hasta el sábado.

Las escuelas estaban cerradas por segundo día consecutivo y la mayoría de los habitantes respetaban los consejos de las autoridades de permanecer en sus hogares.

El ayuntamiento de Jerusalén indicó que 540 conductores que quedaron atrapados por el temporal fueron albergados en el Centro de Conferencias Internacional de la ciudad.

La mayoría de las carreteras de la Ciudad Santa, situada a 795 metros de altura, estaban cerradas y la policía pidió a los propietarios de vehículos que no salgan debido a que las calles están impracticables.

“Estaremos en condiciones de comenzar a despejar la calzada cuando la tormenta se haya calmado”, indicó Barkat. “Estamos utilizando todos los medios para socorrer a quienes están atrapados en la tormenta”.

Las ciudades palestinas de Ramala y Belén, situadas cerca de Jerusalén, también estaban recubiertas de nieve y zonas situadas a menos altura se vieron golpeadas por lluvias torrenciales. AFP

Fotos AFP