Gaby Arellano: Solo en un estado de guerra los regímenes dividen el territorio

Luego de que una comisión del Servicio Bolivariano de Inteligencia Militar se apostara a las afueras de la residencia de Gaby Arellano, coordinadora del Frente Universitario de Voluntad Popular, la líder juvenil denunció la “cacería de brujas” iniciada por órdenes de Nicolás Maduro y Miguel Rodríguez Torres hacia dirigentes de la tolda naranja y de la Alternativa Democrática, que busca desmovilizar la protesta pacífica, contundente y rebelde que ha revelado ante el mundo el carácter dictatorial del Gobierno.

La también dirigente estudiantil de la Universidad de Los Andes, aseguró que al igual que Leopoldo López, Carlos Vecchio y Antonio Rivero, se le persigue por pensar diferente y por alzar la voz ante los atropellos y constantes violaciones a los derechos humanos. Afirmó que no abandonará la calle hasta conquistar la libertad y la democracia, razones por las que hoy los manifestantes cumplen 60 días de resistencia pacífica.

Foto Williams Toledo
Foto Williams Toledo

“Cerca de las 8:00 de la mañana, 8 funcionarios del Sebin llegaron a mi casa en Cumbres de Curumo en una camioneta Machito y dos motos, portaban armas largas, tomaron fotos del edificio de la zona y después que los vecinos se acercaron al lugar ellos se dispersaron. Ante esta constante y continua persecución y amedrentamiento, Gaby Arellano y todos los venezolanos le decimos (al Gobierno) que el pueblo perdió el miedo. No tengo información de que sobre mí pese una orden de captura, sin embargo, mis abogados se acercaron hasta mi casa y salí junto a ellos y el pueblo hacia la marcha. Yo continuaré en la calle porque no he cometido ningún delito”, dijo.

Arellano se solidarizó con el Movimiento Vente Venezuela, que lidera la parlamentaria María Corina Machado, quienes también fueron víctimas de la arbitrariedad de funcionarios de la Guardia Nacional al desmontar la tarima en Plaza Venezuela, punto donde concluiría la movilización convocada por los estudiantes para el día de hoy y practicaron varias detenciones a miembros del equipo, entre ellos Wilmer Flores, hijo del diputado a la Asamblea Nacional, Leomagno Flores.

Foto Williams Toledo
Foto Williams Toledo

“Mientras más nos ataquen, mientras más nos persigan estaremos con mayor vehemencia en las calles. Esto es vejación tras vejación hacia quienes estamos en primera línea liderando este gran movimiento. Nos hacemos solidarios con todas las víctimas de los atropellos, nuestra principal arma, el pueblo, nuestra motivación es el pueblo. Hoy ratificamos que nuestro terreno es la calle, nuestra estrategia es la no violencia y nuestro objetivo es #LaMejorVzla”.

Desde la Plaza Alfredo Sadel, en Las Mercedes, junto al pueblo que atendió la convocatoria a la marcha por un mejor futuro, la líder progresista aseguró que cualquier ciudadano amparado en el artículo 68 de la Constitución puede manifestar pacíficamente en cualquier parte del territorio nacional; repudió el discriminación que ha impulsado el régimen al evitar que las manifestaciones opositoras se puedan movilizar por el municipio Libertador.

“Solo en un estado de guerra los regímenes dividen el territorio para que unos puedan pasar y otros no; en democracia eso no pasa. Vamos a seguir apegados a la Carta Magna que establece que el sistema de gobierno debe ser democrático y plural, y es en bajo ese sistema es que queremos vivir. Es en la calle donde vamos a conquistar el mejor futuro, por un país de libertad, de progreso, como hemos denominado esta marcha por un mejor mañana, por un mejor futuro. El pueblo sigue con sus exigencias de justicia y libertad; libertad de los presos políticos y justicia para las víctimas de los 40 asesinatos, lucharemos hasta vencer”, mencionó.

Durante la actividad, el equipo de Organización de Voluntad Popular realizó una jornada móvil de registro de activistas para ser incorporados a las filas de la tolda naranja, así como la recolección de firmas para la liberación de Leopoldo López, Iván Simonovis, demás presos políticos y estudiantes detenidos.

Comunicaciones Voluntad Popular/ Thaisiré González